San Juan 8 > San Juan > Wey Zapata

A dos meses del accidente, Wey Zapata se subió a una moto

Alberto Wey Zapata (23) se subió por primera vez a una moto, tras el accidente vial que le costó la amputación de su brazo izquierdo.

Alberto Wey Zapata (23), el 15 de noviembre manejaba su auto cuando volcó sobre RN 40 antes de calle 5, Rawson. El accidente le costó la amputación de su brazo izquierdo y lo que parecía ser una tragedia- ya que el joven fue campeón Argentino de Motocross y venía de entrenar-se convirtió en una historia de superación y resiliencia.

A cuatro días de que se cumplan dos meses del siniestro vial que fue noticia local, el “Wey” se subió por primera vez a una moto y fue nuevamente ovacionado. En un video publicado en decenas de perfiles de Instagram se lo ve al campeón argentino maniobrar una moto en un circuito local.

Te puede interesar...

Alberto habló con sanjuan8.com y dijo que lo hizo “para despuntar el vicio ”, pero aclaró que no es su moto. “Aún no me subo oficialmente a mi moto. Espero que esta semana este 100% preparado mi equipo y lo haga de manera oficial”, contó.

Es que el 2021 se viene con todo y él espera ansioso mientras le adaptan su motocross. Según adelantó, el embrague estará del lado derecho y tendrá suspensiones más blandas. Aun no tiene una fecha exacta, pero sabe que será en los próximos días.

Wey Zapata

En cuanto a la prótesis explicó que cree que recién estará para el mes de julio y contó que será solo de uso deportivo y le permitirá manejarse con mayor comodidad. “La herida está prácticamente cerrada y en Córdoba harán la prótesis deportiva que es un apoyo para que se mueva el manubrio con el brazo izquierdo”, adelantó durante la tarde del lunes.

Además, explicó que tendrá otra prótesis para el uso diario y que por estas horas busca fabricantes en Estados Unidos y Europa.

La recuperación

Wey Zapata asiste diariamente al kinesiólogo en donde fortalece los músculos del hombro. “Cuando tenga la prótesis es importante tener los músculos bien desarrollados y también trabajamos piernas sobre todo para el equilibro que requiere la moto”, detalló.

Wey Zapata

En cuanto a la ayuda psicológica dijo que solo fue a un par de sesiones y actualmente consideró que no necesitaba seguir asistiendo. “No he tenido un bajón. Entiendo lo que me pasó y hoy no me imagino una vida con el brazo, sino que me adaptaré sin esa extremidad”, enfatizó.

Alberto Zapata no deja de sonreír y agradece puntualmente a Daniel Báez, quien esta con la adaptación de la moto.