San Juan 8 > Espectáculos > Luz

Luz Gaggi: un accidente frustró su sueño de bailarina y ahora es la revelación de La Voz

De chica Luz Gaggi solo quería bailar. Era un juego, pero mucho más que eso. Era una vocación, una pasión, una forma de canalizar toda esa energía de niña. En su casa de La Plata había música, se escuchaba en cantidad y no se distinguía en estilos. Ella escuchaba, de todo un poco, y bailaba. Siempre bailaba. Hasta que un accidente le puso un freno a su sueño. Todavía no sabía que en ese mismo instante empezaba otro.

Según relató su padre Edgardo, a los 9 años Luz sufrió una epifisiólisis, un accidente que desplaza la cabeza del fémur. “Fue una trompada. Le afectó la vida social. Era una nena que vivía saltando, bailando y haciendo piruetas. De pronto verla en una silla de ruedas fue un gran aprendizaje”, contó su papá. La vida de Luz cambió, y pasó de ser la nena que bailaba a ser la nena de la silla de ruedas. O la de las muletas. “Me afectó en la vida social, sobre todo en tratar de entender la curiosidad de la gente”, señaló la adolescente.

Te puede interesar...

Con fuerza de voluntad y decisión de artista, empezó a cantar. Otra vez, como un juego. O quizás, como un remedio para el dolor y la frustración. Primero, en su casa. Luego, en los actos escolares. Y entonces todo se pareció a una revelación: la niña que solo quería bailar, tenía un talento oculto e imparable para ser cantante. Aquel entrenamiento inconsciente de géneros y estilos variados había surtido efecto, solo había que organizarlo: “Empecé a estudiar, a ir a canto. Mi mamá me llevó a estudiar y de a poquito fui creciendo”, destacó.

El tiempo pasó demasiado rápido, y a menos de diez años del hecho que le cambió la vida, se convirtió en una de las participantes más carismática del programa más visto de la televisión argentina. Elegida desde el primer día por el team Mau y Ricky, fue sorteando etapas con aplomo y cada participación suya es un revuelo en redes sociales. Se convirtió en la favorita de Ricardo Montaner, fue elogiada por Ozuna y los youtubers más reconocidos trasmiten las reacciones a sus canciones. Y ella mira todo como un sueño, cada vez más cerca de volverse realidad.

El viaje empezó el mismo día del estreno. Para la audición a ciegas, optó por “One and only”, de Adele y se dieron vuelta Ricardo Montaner y Mau y Ricky. La participante se decantó por los hermanos que celebraron la decisión. “¡Qué bendición! ¡Qué lindo! ¡18 años!”. La batalla la enfrentó a Magdalena López y juntas hicieron “Someone you loved”, de Lewis Capaldi. “Yo no puedo del orgullo con ustedes dos”; afirmó Mau antes de elegirla. En los knocouts, se vivió una de las momentos más emotivos en la temporada en su duelo de alto vuelo con Esperanza Careri. La versión de “Billie Jean”, de Michael Jackson dejó a todos con la boca abierta y con ganas de volver a escucharla: “Nos sacaste de la realidad a todos”, la elogió Lali.

A medida que avanzaba el programa, Luz fue ganando en confianza y veía cómo su objetivo estaba cada vez más cerca. Lo que no esperaba jamás es lo que ocurrió durante los playoffs. Su versión de “El farsante no solo deslumbró a todos en el estudio y a los televidentes que la hicieron tendencia como cada vez que se presenta. Se convirtió en una de las seis personas a las que sigue el portorriqueño, que por el contrario tiene más de 21 millones de seguidores.

En su paso por Cortá por Lozano, la joven contó que se enteró por Twitter de lo que estaba pasando en el universo de Instagram, porque un usuario escribió “vayan a revisarle el pulso a Luz” después de notar que Ozuna le había comentado la foto. Al verlo, Luz se emocionó tanto que despertó a su mamá a las 2 de la mañana para contarle.

Con ese envión se presentó en los octavos de final con “No importa la distancia”, tema de la película Hércules que popularizó Ricky Martin. “Eres la participante más fuerte del equipo Mau y Ricky y siento que eres la persona ideal para pelearte la final y ganarla”, señaló un conmovido Montaner, que ya empezaba a mostrar su tendencia. “No hay nadie en este certamen que tenga esa potencia en la voz”, elogió La Sole, que también le auguró un futuro en la gran final.

Pero para eso todavía faltan algunos pasos. En la etapa de cuartos, Luz se enfrentó por primera vez al voto del público y deslumbró con su versión de “Chandellier”, un dificilísimo tema de Sia, en la que volvió a encandilar al cantautor argentino-venezolano. “Es un caso de estudio lo tuyo. Porque no es normal lo de la voz tuya...Y lo que pasa es que va acompañado con ella. No es simplemente una voz, y ya. Es ella toda, la interpretación que ella le pone”, afirmó mirando a sus hijos.

Entonces, Montaner sorprendió con un comentario: “Yo te digo una cosa. ¿Viste que yo tengo un top ten de mis canciones preferidas? Mira: yo te voy a decir algo. Yo puedo poner un top five de mis cantantes de La Voz. No de esta Voz, de las Voces que he hecho que hice ocho. Y déjame decirte que no sé cuántas voces habré escuchado en mi vida en el formato de La Voz. Creo que paso fácil las mil quinientas o dos mil. ¡No sé! Y puedes estar fácilmente en mi top cinco”.

En ese momento, su hijo Mau le sugirió: “Di tres”, como dando a entender que Luz estaba entre las tres mejores. Pero Ricardo no se amedrentó y fue por más. “En mi top tres. O, para ser un poco más específico, en mi top one. Cuidado, mucho cuidado”, dijo dejando a todos los presentes con la boca abierta. Esta noche se enfrentará al último peldaño para llegar a la final del domingo. Mientras tanto, disfruta de este presente lleno de emociones nuevas: “El calor que recibi estos meses es algo que nunca habia experimentado”, afirmó ante sus seguidores, que se multiplican día a día: “Leo sus mensajes con mucho amor y sentir su apoyo en todo esto me moviliza a seguir con la musica linda”. El público, del otro lado, agradecido.