San Juan 8 > San Juan > plantas verificadoras

Plantas Verificadoras: en lo que va del año, detectaron 15 autos ligados a delitos

Desde el inicio del 2021 la planta se concretaron setenta y cinco peritajes. Del total, 15 son pericias complejas vinculadas a delitos, las cuales el 80% resultaron positivas.

Los peritos del Registro Único Provincial de Verificación de Automotor y Autoparte ante los requerimientos de los diferentes juzgados y dependencias policiales, realizan peritajes para informar el estado de los vehículos involucrados.

Desde el inicio de este 2021, se secuestraron en las plantas verificadoras que dependen del RUPVAA, diecinueve vehículos y se concretaron setenta y cinco peritajes. Cabe destacar que de los setenta y cinco peritajes, quince son pericias complejas, ligadas a robos, estafas y pedidos de secuestros, que en un 80% tuvieron resultado positivo. El resto son pericias solicitadas por los diferentes registros del automotor con asiento en la provincia, para identificar y corroborar la autenticidad de los vehículos en duda.

Te puede interesar...

El director del RUPVAA, Rolando Díaz, señaló: “Este es un trabajo muy profesional que desarrollamos en el RUPVAA y que seguimos fortaleciendo”. Y agregó que “este año, estamos concretando conjuntamente con CIDePA, una capacitación para todo el personal en esta temática, consistente un curso de pericia automotriz”.

Cómo es el procedimiento

Aquí se procede desde una verificación visual hasta en algunos casos más complejos, la realización de lo que se denomina revenidos químicos.

El revenido químico consiste en aplicar un reactivo químico corrosivo en el lugar donde la marca ha sido borrada, limada o modificada. El área tensionada por la grabación se disuelve a mayor velocidad que el metal inalterado, por lo que se regenera la inscripción original.

Este método permite esclarecer los casos más complejos que se presentan en vehículos adulterados.

Entre los casos destacados podemos citar automotores identificados a partir del trabajo profesional de los peritos del RUPVAA, que fueron devueltos a sus legítimos propietarios.

Un Toyota Corolla que fue devuelto a la provincia de la Rioja, un Fiat Argo que fue repuesto a su propietaria que viajo desde la provincia de Córdoba para recuperar su movilidad.

Otros tantos casos de vehículos que se identifican, a través de estos métodos periciales, y que han permitido corroborar estafas cometidas en la provincia, y que son restituidos a sus propietarios por las diferentes áreas de la Policía de San Juan, que son las que instruían esas causas.

Por su parte, Lucas Carrión, Perito Cabo 1° recalcó que “gracias al trabajo exhaustivo en mataría pericial podemos identificar la procedencia de vehículos vinculados a diversos delitos. Y en determinados casos, cuando los distintos protocolos periciales no son suficientes para esclarecer hechos delictivos, la experiencia juega un papel fundamental”. Por último destacó: “Es necesario seguir profesionalizándose e intercambiar experiencias y conocimientos con colegas de otras provincia y distintos países, para conocer el avance de los delitos en materia automotriz”.

FUENTE: Prensa Gobierno