San Juan 8 > A un click > receta

Una exquisita receta: Ossobuco a la milanesa con arroz

Uno de los cortes más económicos en su versión más sabrosa. No te pierdas esta receta.

Ingredientes

  • 4 piezas de osobuco de ternera (una por persona)
  • 2 zanahorias
  • 1 cebolla
  • 5 tomates maduros
  • 1 vaso vino blanco
  • 1,5 vaso de agua o caldo de carne
  • Sal (al gusto)
  • 6-7 granos de pimienta negra (o variadas)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • 4 cucharadas de harina
  • 1 hoja de laurel

Te puede interesar...

Cómo hacer osobuco de ternera de forma tradicional. Dentro de la cocina italiana existen muchas recetas más allá de la pizza, el risotto y la pasta. Cuenta con una extensa colección de platos de carne y pescado, y entre ellos está el ossobuco, una de las recetas más tradicionales.

Este plato se considera originario de la región de Lombardía, de la cual Milán es su capital, de ahí el nombre completo de esta receta, ossobuco alla milanese. En el blog podéis encontrar la versión gallega del jarrete o xarrete, uno en guiso y el otro acompañado por huevos, pero no sabría con que receta quedarme, si la italiana o la gallega.

Osso buco, en italiano significa literalmente hueso hueco, lo que hace referencia a la forma de corte y presentación de las piezas de carne que se emplean. Se trata de un guiso preparado con jarrete de ternera, siempre cortado en rodajas que incluyan el hueso y su médula.

De todas formas y lo que queremos es preparar este plato de forma totalmente tradicional, las 2 horas de fuego no nos las quita nadie. La costumbre es acompañar este plato con arroz hervido o risotto alla milanese, aunque fuera de Lombardía, en ocasiones se sirve con pasta y he de deciros que acompañado de unas patatas estofadas, está de rechupete.

Preparación del ossobuco a la milanesa

En una cazuela ancha calentamos un chorrito de aceite de oliva. Cuando el aceite esté bien caliente incorporamos los osobucos previamente enharinados.

Los doramos bien por todas sus caras para sellar bien las piezas y evitar que pierdan sus jugos al cocinarlos. Reservamos. Lo ideal es que utilicemos una cazuela donde podamos colocar las piezas sin montarse unas sobre otras. Si el aceite quedó con restos de harina lo colamos y volvemos a incorporar a la cazuela.

Pelamos y cortamos la cebolla en taquitos y la zanahoria en dados. Calentamos de nuevo el aceite de la cazuela. Incorporamos las verduras con 6-7 granos de pimienta negra y la hoja de laurel.

Rehogamos las verduras a fuego medio durante 10 minutos removiendo de vez en cuando para evitar que se peguen.

Escaldamos los tomates para retirarles la piel o los pelamos directamente con un cuchillo. Los añadimos en trozos a la cazuela y dejamos que se cocine durante 10 minutos. Añadimos las piezas de ossobuco que tenemos reservados.

Cocción y presentación final del ossobuco

Vertemos el vino, el agua y la sal y dejamos que se evapore al alcohol antes de tapar la cazuela. Cocinamos a fuego medio durante 2 horas. En este punto podemos hacer dos cosas o bien servir tal cual. Por un lado la carne y por otro las verduras en taquitos.

También podemos retirar a una fuente la carne y pasar por la batidora o por el chino las verduras para crear una salsa fina. Una forma de presentación más uniforme, siempre antes de incorporarla a la carne.

Esto último es lo que yo he hecho, me pareció más lucido triturar las verduras, pero como sabroso lo está igual de las dos formas. Esta receta que os presento es una de las formas más sabrosas y tradicionales de preparar ossobuco.

Una receta casera que ya me preparaba mi madre cuando era pequeño. Aunque no se quién le paso esta receta italiana. Lo más tradicional es servir el ossobuco con arroz, ya sea arroz blanco o algún risotto.

Aquí tenéis un paso a paso en fotos donde muestro como preparar esta receta de ossobuco a la milanesa. No os perdáis detalle para que os salga perfecto.