San Juan 8 > San Juan > Rocío Villalón

Rocío Villalón cumpliría 23 años y su hermana la recordó con un emotivo mensaje

“Hoy Rocío cumpliría 23 años, y pensaba que estaría haciendo: planeando pasar un día con amigos, la familia, buscando que ponerse…”, así comienza el posteo de Valentina Villalón, la hermana de Rocío, la adolescente de 16 años que fue asesinada por su novio el 29 de septiembre de 2013.

Este 17 de enero la joven que cursaba el secundario de una escuela privada de Rawson cumpliría 23 años y su familia la recuerda con “nudo en el corazón”. Es que de ese manera lo expresó su hermana en un posteo en Facebook.

Te puede interesar...

“Se me hace un nudo no en la garganta, en el corazón no sé si les ha pasado, por qué me encantaría no estarlo imaginando y que pasará, ella se fue tan pronto del mundo sin poder vivir todo esto, aún me parece ayer la última vez que te Vi….” sigue expresando el emotivo relato que publicó a primera hora de este domingo.

Leé también: A 7 años del femicidio de Rocío Villalón, su familia sostiene que aún hay cómplices libres

Un día triste que lleva nuevamente a la familia de Rocío a recordar a la adolescente y expresarlo en las redes sociales: “me imagino abrazándote y hasta te siento. Todos los días camino al laburo y te digo TE AMO y te extraño no te olvidamos, la vida sigue pero jamás vas a desaparecer del corazón y de los pensamientos”, siguen las líneas de Valentina mientras de a poco va recibiendo comentarios de amor y cariño.

“Al cielo tiró un par de besos y cuando llegue la hora de irme te quiero esperándome para darnos de ese abrazo y ese Te amo que hoy es un nudo el corazón. ROCÍO VILLALON PRESENTE”, finalizó el posteo.

posteo de rocío.jpg

El caso

Era un día frío y nublado. Ese trágico sábado 29 de septiembre de 2013 quedará marcado por el brutal femicidio de Rocío Villalón. San Juan amanecía con la triste noticia de que pasadas las 11 de la mañana, un policía que realizaba una recorrida por Calle 8 entre Lemos y Mendoza, en Pocito descubrió el cuerpo de una adolescente en una acequia. La joven estaba muerta. Presentaba golpes, una fuerte lesión en la cara con falta de piezas dentarias, síntomas de ahorcamiento y sus manos llenas de sangre. El cuerpo era de Rocío Villalón, una adolescente de 16 años que había salido junto a una amiga y un chico que era su novio.