San Juan 8 > Policiales > Video

Falleció la policía que se disparó tras la viralización de un video íntimo

Belén San Román tenía 26 años. Su expareja Tobías Villarruel viralizó un video íntimo y quedó bajo investigación. "Ella era un ser de luz y es la única víctima en todo esto", dijo Marcelo San Román

El caso de Belén San Román volvió a poner el foco en la “sextorsión”. La joven de 26 años, que integraba el Comando de Patrulla Rural de Bragado, se disparó en la cabeza el 30 de noviembre luego de que Tobías Villarruel, un hombre con el que mantenía una relación a través de las redes, viralizó material íntimo para extorsionarla.

Nunca pensé que mi hija se iba a quitar la vida. No me entra en la cabeza, no lo entiendo”, aseguró este lunes Marcelo San Román, el papá de Belén, en diálogo con TN. A la chica la encontraron sus compañeros de trabajo en el suelo, herida de arma de fuego. La trasladaron al hospital municipal San Luis de esa localidad, donde la operaron. Sin embargo, tras cuatro días de agonía, el viernes murió.

Te puede interesar...

El padre de la víctima aseguró que “el hombre no aceptó que no quisiera estar más con él”, en referencia a Villarruel, oriundo de Chivilcoy, quien está siendo investigado como el autor de la viralización de un video y fotos íntimas de la chica.

Belén fue sancionada por la Policía. Pese a que familiares de la chica habían informado que Asuntos Internos le abrió un sumario, fuentes del Ministerio de Seguridad bonaerense le confirmaron a TN.com.arque la Auditoría General “no inicio ningún sumario contra ella entendiendo que siendo víctima de la viralización, no había reproche alguno a su respecto”. Sin embargo, sí se elevaron actuaciones por este tema desde la dependencia en la que Belén trabajaba.

Marcelo contó que la justicia de Bragado está investigando el caso, se están haciendo peritajes al celular de Belén, donde la joven dejó escrita una carta. Sin embargo, admitió: “A nivel judicial no tenemos nada”.

El papá de la policía que murió definió a su hija como “un ser de luz, querida por todo el mundo”. Y a nivel laboral, como “una funcionaria policial excelente”, según le dijeron los mismos jefes. En este sentido, pidió dejar en claro que “la única víctima es Belén”.

Y aseguró: “No importa lo que ella hizo en su vida privada ni con quién lo hizo ni a dónde estaba, confió en alguien y esa es la situación”.

Marcelo aseguró que no juzga a nadie de Bragado, pero que desea que el día de mañana, si sucede una situación similar con otra chica, las personas no lo abran, lo borren y piensen en la “determinación drástica” que tomó su hija.

“Me parece que la mayoría de los jóvenes no fueron los que más viralizaron. Fue gente más grande la que anduvo con eso mostrándolo en rondas de mujeres, en un lugar donde había una tía de Belén”, se lamentó el hombre. También aseguró que fue muy triste haber visto a todas “hablando, criticando, riéndose” de la chica que fue víctima de extorsión.

Marcelo aseguró que jamás pensó que su hija podría llegar a tomar la decisión que tomó. “Con mi hija hablé, Belén estaba bien, sentía vergüenza”, admitió, pero agregó: “Nunca me demostró, nunca dijo nada de que no podía manejar la situación. Desde el entorno de ella no notamos nada”.

Belén era mamá de un nene y una nena, que actualmente se encuentran con el papá “muy bien contenidos”.

Belén había hecho una denuncia en marzo en la Comisaría de la Mujer y la Familia de Bragado, y otra a comienzos de noviembre, donde tomó intervención el equipo interdisciplinario, dependiente de la Superintendencia de Políticas de Género.

En septiembre pasado, la joven actualizó su foto de perfil y le agregó una leyenda que decía: “Nací para ser libre, no asesinada”.

Este sábado se realizó una marcha en reclamo de justicia por Belén, bajo el lema: “Si tocan a una, nos tocan a todas”. Y su familia pidió impulsar el proyecto de ley para incorporar como delito “la difusión no consentida de contenidos sexuales íntimos” que tendrá pena de prisión de tres a ocho años y multas.

Se trata del proyecto de ley contra la “pornovenganza”, que cuenta con media sanción en el Senado desde julio pasado. El mismo fue redactado por la senadora Claudia Ledesma de Zamora, y modifica los artículos 155 y 169 del Código Penal para que se tipifiquen y se sancione penalmente “la difusión no consentida de contenidos de desnudez, sexual o erótico”, aun si estas imágenes fueron obtenidas con el consentimiento y aprobación de la víctima.

De esta manera, impone multas de hasta $100 mil y una pena de hasta ocho años de cárcel a toda persona que divulgue material íntimo de una persona, con agravamiento de la pena si lo hiciera con el propósito de extorsionarla. Ahora la familia inició una campaña para pedirle a la presidenta de la Comisión de legislación penalde Diputados, Ana Carolina Gaillard, que dé tratamiento urgente.

“Dios quiera que el caso sirva para que la sancionen y que el que viraliza esto tenga una pena de prisión, porque una multa no creo que alcance”, señaló el padre de Belén, quien reclamó que espera que la persona que le hizo esto a su hija “pague el daño que causó”.

Según informó La Razón de Chivilcoy, la expareja de la víctima está detenida en Bragado, condenada por el robo a un comercio de esa ciudad en 2018.

FUENTE: TN