San Juan 8 > Policiales > Buenos Aires

Encontraron a la bebé que había sido robada en Buenos Aires

La abuela, María, fue quien dio a conocer la noticia. A Aylín la encontró la Policía en Luis Guillón, en los brazos de una mujer que intentaba comprar un pasaje a la Costa. Está detenida

Habían pasado unos minutos de las 16 cuando el revuelo se adueñó de las inmediaciones del hospital Alende de la localidad bonaerense de Ingeniero Budge. Los familiares de Aylin, la beba que había sido robada de los brazos de su madre este miércoles por una mujer que simuló ser médica, comenzaban a sonreír, se abrazaban y contaban a la prensa: “La llevaron con la mamá. Está shockeada, pero feliz. La están revisando a la beba y, supuestamente, está bien. Ya está en el hospital”.

La que hablaba ante los medios era María, la mamá del papá de Aylín. “Todavía no la conozco, ahora la voy a conocer y a tener en brazos”, se sonrió la mujer, tras varias horas de angustia.

Te puede interesar...

Dos horas después, desde la UFI N°4 de Lomas de Zamora, a cargo Silvina Estévez, informaban a la prensa que la sospechosa había sido aprehendida por agentes de la DDI en la zona de la Estación de Luis Guillón. Se trata de Erika Castaño, de 27 años y que vive actualmente en San Clemente del Tuyú. También aseguraron que la beba fue reconocida por su mamá.

En ese contexto, se conocía la historia de cómo encontraron a Aylin y a la mujer que la secuestró simulando ser una médica. Lo contaban en primera persona los dueños del comercio donde atraparon a la sospechosa con la beba en brazos: la arrestaron en un local de venta de pasajes de Luis Guillón cuando intentaba irse en micro a la Costa.

“Una mujer vino a cambiar un pasaje, porque tenía unos para mañana. Lo quiso adelantar para salir esta noche”, comentó al canal TN Stella, quien trabaja en ese comercio bonaerense.

Luego, la mujer continuó: “El cambio se podía hacer, pero tenía que sacar un seguro para el menor y no tenía documentación correspondiente. Ella dijo que no tenía la documentación de la beba, que ella había viajado sin esos papeles y es algo muy raro, porque la empresa exige que tengan los documentos para poder viajar”.

Según precisó la testigo, la mujer detenida registraba un viaje realizado ayer desde San Clemente hacia Luis Guillón. “Cuando le pedimos documentos llegó la Policía, así que parece que ya la venían siguiendo”, contó Stella e insistió sobre su trabajo: “Como ella no tenía documentación de la menor, no le podíamos vender el pasaje directamente”.

La testigo también se detuvo en los detalles que expusieron lo irregular de la situación ante las acciones de la mujer sospechada de haber robado a la beba recién nacida en un hospital de Ingeniero Budge. “Ella parecía tener treinta y pico de edad. Dijo que su hija había nacido el 30 de noviembre”.

A continuación, contó: “A la nena la revisan y tenía el cordón umbilical todavía puesto, cosa que no coincidían las fechas. Le preguntaron si le estaba dando de amamantar a la beba y ella dijo que no, porque no le salía leche. Le pidieron que lo comprobara con la policía femenina y no pudo hacerlo”.

Stella también señaló que la mujer “no andaba con un bolso de viaje, sólo andaba con unas bolsitas”. “La ropa que tenía la beba era la misma que de las imágenes que circulaban”, contó.

Según la testigo, en un primer momento el diálogo entre la policía y la mujer detenida fue el siguiente:

— ¿Tenés los documentos de la bebé?

— No, no los tengo.

— ¿Cómo que no los tenés? ¿Y la partida de nacimiento?

— No, no tengo nada… No me dieron nada. Vine por una urgencia.

“La nena estaba dormidita y llamaron a una mujer para que la pudiera amamantar. Dicen que la bebé estuvo casi 6 horas sin tomar la leche, pero no lloraba. No sé si estaba dormidita. Aparentemente, tenía la misma ropa de las fotos y la mujer que la llevaba se puso nerviosa cuando le preguntaron por la beba”, completó la testigo.

Vale recordar que la bebé recién nacida había sido robada este miércoles por la mañana por una mujer que se hizo pasar por médica en el Hospital Alende, ubicado en la localidad bonaerense de Ingeniero Budge. La familia de la chiquita, desesperada, denunció la desaparición y la Justicia y la Policía comenzaron a trabajar sobre la presunta sospechosa que quedó captada por las cámaras de seguridad de ese centro de salud de Lomas de Zamora, luego de que inicialmente se posaran las miradas sobre otra mujer a la que se veía saliendo de la institución con una criatura en sus brazos.

Parte de los carteles que hicieron circular los familiares tras la desaparición de la beba

Según indicaron fuentes del caso, los investigadores analizaron durante las horas en que estuvo cautiva la beba las imágenes donde estaría la principal sospechosa del robo de Aylin. Esa mujer había sido reconocida por la madre de la beba, quien declaró que había sido ella la supuesta médica que se había llevado a su hija con la excusa de realizarle estudios.

Además, los detectives recibieron gran cantidad de llamados con información. Así fue que llegaron hasta Luis Guillón, a una casa de venta de pasajes a la Costa donde detuvieron a una mujer que pretendía viajar con una bebé sin documentos. Según informaron las fuentes del caso, no se descarta la hipótesis de que haya gente del hospital involucrada en el caso.