San Juan 8 > País > Casos

Buenos Aires cierra la noche por el "explosivo" aumento de casos

Por la gran preocupación existente provocada por el aumento de casos de Coronavirus, habrá restricciones horarias.

El ministro de Salud de la provincia de Buenos Aires, Daniel Gollán, expresó una fuerte preocupación por un aumento “explosivo” de casos de coronavirus registrado durante los últimos tres días (160% el viernes, 167% el sábado y 215% el domingo).

“De golpe empiezan a entrar una enorme cantidad de casos y si esto sigue se pueden poner en jaque todos los sistemas sanitarios del país aun con todo el esfuerzo que hemos hecho y que vamos a continuar haciendo por ampliar la capacidad de camas, la capacidad de respuesta y los testeos”, aseguró Gollán en una conferencia de prensa.

Te puede interesar...

El panorama en el distrito bonaerense coincide con lo que sucede en Capital Federal, que ayer registró el día más alto de contagios desde el inicio de la pandemia, con 2084 casos positivos de residentes de la Capital Federal y 1.510 de no residentes.

A partir de este escenario, el jefe de Gabinete, Carlos Bianco, aseguró que Buenos Aires adoptará las recomendaciones realizadas por el gobierno nacional el domingo por la noche e incentivará el teletrabajo en el empleo público, y anunció tres medidas con relación a la situación epidemiológica en los 110 distritos que están en fase 4 que comenzarán a regir desde mañana (en esta nota está el detalle de los municipios más afectados por el avance del COVID-19). A saber:

- Se suspenden todas las actividades en el horario de entre 2 y 6 de la mañana. Quedan exceptuadas las actividades de carácter productivo y servicios esenciales.

- Se limitan hasta 10 personas las reuniones sociales, familiares y recreativas.

- Analizarán la creación de una fase 3 con nuevas restricciones, cuando actualmente existen sólo fase 4 y fase 5. “Creemos que si continúa el aumento de casos a este ritmo, más temprano que tarde vamos a tener que restablecer la Fase 3 con algunas restricciones adicionales. Estamos trabajando en analizar cuáles serían, procurando mantener la producción, el empleo, pero priorizando la salud y la vida de los bonaerenses”, indicó Bianco.

Con relación a la situación de los colegios, Gollán aseguró que “hasta ahora son lugares que están muy cuidados y no hay reportes de que se estén produciendo una gran cantidad de contagios en las escuelas”. Sin embargo, afirmó que muchos estudiantes, al salir de los establecimientos educativos, se reúnen en casas particulares. “Eso no está bien, hay que seguir manteniendo los cuidados”, indicó.

“Están circulando algunas variantes nuevas, que hasta ahora parecen no ser la causa de estos nuevos casos; imagínense si se instalan estas cepas que son más contagiosas... Estamos ante un escenario complicado”, completó el funcionario bonaerense, en relación al peligro que representa la detección de transmisión comunitaria de las variantes de coronavirus de Inglaterra, Brasil y Estados Unidos en la Argentina.

Estas medidas se suman a los anuncios que realizó el gobierno nacional en los últimos días para contener el impacto de la llegada de la segunda ola como la suspensión de vuelos procedentes de Brasil, Chile y México; la reprogramación de los servicios de operaciones regulares internacionales por disposición de la ANAC; la ampliación de los testeos en el aeropuerto de Ezeiza y el cierre de las fronteras terrestres.

Por otro lado, desde la Ciudad de Buenos Aires se indicó que “se va a continuar de la misma manera, con las restricciones que vienen hasta ahora”, según señaló el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli. El gobierno porteño analiza una serie de variables que, hasta el momento, no le indican que deba dar un paso hacia atrás para combatir al virus pero que mantiene en alerta a las autoridades para recalcular la estrategia.

En efecto, se mira con atención el porcentaje de ocupación de camas de terapia intensiva que, pese al aumento de contagios, se mantiene en el 30%. “Pasamos de un promedio de 700 casos diarios en el mes pasado a mil casos diarios en el último mes, y el R pasó de 0,92 al 1,10, lo que significa que cada uno que contrae la enfermedad contagia a más de una personas. Todo esto es lo que hace que tomemos decisiones diferentes, pero se analiza día a día”, agregó Santilli en diálogo con Luis Novaresio (A24).

A diferencia de Nación y Provincia, los empleados estatales de la Ciudad van a seguir trabajando como lo vienen haciendo hasta el momento. De acuerdo a lo explicado por Cafiero, la administración pública nacional quedará eximida de presencialidad desde este lunes 29 de marzo hasta el miércoles 31. Y como después arranca la Semana Santa, recién volverían a sus puestos de trabajo presenciales el lunes 4 de abril. Al igual que CABA, Santa Fe y Mar del Plata tampoco se sumarán al esquema de teletrabajo sugerido por Nación.

Tampoco se ampliará la restricción al horario de circulación nocturna como sugirió el Ministerio de Salud en caso que la situación epidemiológica lo amerite. Hoy, la nocturnidad tienen un horario acotado y seguiremos como hasta ahora”, aclaró el vicejefe de Gobierno porteño. Santilli además ratificó que se mantendrá la presencialidad en las escuelas. “De la comunidad educativa, solo al 0,17% tuvimos que aislar, pero hay que seguir cuidándose porque no significa que mañana no haya una escalada”.