San Juan 8 > Ovación > Boca

Boca no pudo con Sarmiento y volvió a empatar como local

El Xeneize igualó 1 a 1 con los de Junín en La Bombonera. Boca repartió puntos en los dos partidos que jugó como local en el inicio del torneo.

Boca Juniors sigue siendo un equipo careciente de ideas, al que la mayor parte del tiempo cuesta identificarle el sello futbolístico que quiere implementarle su técnico, Miguel Ángel Russo, y por eso Sarmiento pudo, y supo, aprovecharse de todo eso para empatar 1 a 1 en este partido de la tercera fecha de la Zona 2 de la Copa de la Liga Profesional y llevarse a Junín desde la Bombonera el primer punto de la historia.

Te puede interesar...

Si Miguel Russo había imaginado un partido ante el recientemente ascendido Sarmiento, con todas las incógnitas que puede despertar la respuesta de un recién llegado de una categoría menor, en la mitad del primer tiempo tuvo que cambiar su idea.

Es que a esa altura se lesionaron simultáneamente Eduardo Salvio y el capitán Carlos Izquierdoz, esto último lógicamente obturado con Lisandro López, pero lo del "Toto" le resultó toda una complicación al técnico "xeneize", porque con su reemplazante, Agustín Obando, dislocó su principal carta de ataque, Sebastián Villa.

Es que Russo dispuso a Obando por la izquierda y mandó al colombiano a jugar por la derecha, en el lugar que había dejado Salvio, lo que redundó en un perjuicio para Villa, que siempre prefiere que sus corridas y gambetas vayan desde su siniestra a su diestra y no al revés.

Y esto terminó facilitando la propuesta de su colega Mario Sciacqua, porque el entrenador de los juninenses vio facilitado el trabajo defensivo de su equipo, mientras que en el medio ya lo tenía solucionado "a priori", porque en ese espacio de la cancha a Boca normalmente nunca se le cae una idea, salvo algunos chispazos de la innegable calidad que posee Edwin Cardona.

Porque lo de Mauro Zárate sigue siendo inocuo, y si tiene chances de ser titular como hoy es porque como en esta ocasión no pudo estar Carlos Tevez, quien no volvió a los entrenamientos desde el fallecimiento de su padre, Segundo, la semana anterior.

Así, sin fútbol y con la punta mellada por las inconsistencias mencionadas (Ramón Ábila todavía no está en condiciones de volver y tampoco se sabe cuanto es que Russo lo quiere), el trabajo del arquero visitante Manuel Vicentini fue escaso durante todo el primer tiempo y, en realidad, casi el encuentro completo.

Y para colmo de males de Boca, antes de los 20 minutos del segundo período Sarmiento llegó al gol, al golazo en verdad, tras una apilada de Gabriel Alanis que terminó rematando con precisión al ángulo superior izquierdo del arco defendido por Esteban Andrada.

Era la felicidad completa para Sarmiento, que estaba ganando en la Bombonera, donde había perdido los tres compromisos previos que detalla el historial, siendo Alanis el tercer jugador sarmientino en convertir un tanto en el estadio boquense detrás de dos nombres de peso en el fútbol argentino como José Raúl "Toti" Iglesias y Oscar "Pinino" Mas.

Pero le duró poco esa felicidad al visitante, porque justamente el mencionado Cardona lustró la lámpara de su genial pegada para poner el balón en la cabeza del ingresado Lisando López y permitió que este zaguero que perdió la titularidad a manos del peruano Carlos Zambrano anotara su octavo gol con la camiseta auriazul. Apenas habían pasado cuatro minutos del tanto de los "verdes".

Sin embargo esta igualdad ni incentivó a Boca ni arredró a Sarmiento, que inclusive estuvo más cerca de anotar que los locales en el tramo final del encuentro, algo que de haberlo conseguido no habría resultado del todo descabellado. De hecho los segundos finales fueron una sucesión de tiros de esquina en favor del conjunto hoy vestido de blanco.

Es que ni el ingreso del promocionado juvenil Luis Vázquez (cinco goles en los últimos tres partidos en reserva) por Obando, que así como entró promediando el primer tiempo salió a la misma altura del segundo, logró mejorar, aunque sea un poco, el andamiaje ofensivo local.

Y por eso Sarmiento se terminó llevando de la Bombonera el primer punto de su historia después de tres derrotas. Por Alanis, por Sciacqua, y por el orden de un equipo que al menos sabe a lo que quiere jugar. Boca, en cambio, está cada vez más desconcertado, y la supervivencia de los resultados se apoya más en la fragua que en el juego.

De hecho, de los cuatro goles que lleva en el certamen, dos los hizo Izquierdoz y el restante quien lo reemplazó hoy: "Licha" López, el defensor, que del verdadero goleador, el que anda por los Estados Unidos, solamente tiene el nombre y apellido.

FUENTE: Agencias