Comscore

A UN CLICK

Incorporá frutas y verduras a tu dieta en estas comidas de invierno

"Cuando se va el calor y empiezan a llegar los primeros fríos, comenzamos a escuchar frases como: 'Ahora con el frío se hace más difícil comer frutas y verduras', 'no sé qué comer en otoño y en invierno porque no hay mucha variedad', 'siempre como lo mismo y me aburro'y un montón de otras más, que, si nos ponemos a pensar, todos usamos de excusas para no comerlas en otoño y en invierno. Sin embargo, durante estos meses hay un montón de vegetales y frutas que se pueden encontrar en las verdulerías", afirma la licenciada en nutriciónMelany Carlovich.

Entreesa variedad a la que hace referencia, se encuentran, solo por mencionar algunas frutas: limón, mandarina, manzana, naranja, pomelo, pera, kiwi. Mientras que entre las verduras se cuentanberenjena, brócoli, calabaza, cebolla, repollo, zapallo, ajo, arvejas, radicheta, puerro. A éstas, se adicionan lasno estacionales y que están disponiblestodo el año: acelga, espinaca, lechuga, rabanitos, remolacha, rúcula y zanahoria.

"Pero si hay que pensar en comidas y preparaciones que se comen con el frío, las primeras que se vienen a la mente son aquellas calientes como: guisos, pastas, estofados, pucheros...o las dulces: tortas, budines, galletas para tomar con un té o un mate. Y, ¿quién nos dice que todo eso no puede incluir frutas y verduras?", se pregunta Carlovich y enumera algunas preparaciones de invierno en las que pueden incorporarse:

✔Guiso de legumbres (lentejas, garbanzos, porotos) con calabaza, zanahoria, cebolla y puerro.

✔Fideos con brócoli y/o berenjena.

✔Ñoquis de remolacha o espinaca.

✔Calabaza o zapallo relleno.

✔Budín de naranja y zanahoria.

✔Torta de banana y avena.

✔Untables caseros: de berenjena, remolacha, zanahoria.

"Es importante tener en cuenta que algunos nutrientes se pierden con el calor y otras modificaciones que sufren las frutas y verduras durante las preparaciones, por eso la recomendación es incorporar tanto cocidas como crudas", sostiene Carlovich.

Las Guías alimentarias para la población argentinarecomiendan incorporar como mínimo 5 porciones de frutas y verduras al día, por ejemplo: incorporandoverduras en almuerzo y en la cena y 3 frutas al día. "Se puede pensar, entonces, que la mitad de estas porciones sean opciones crudas y la otra mitad cocida o en preparaciones. Así podemos asegurarnos de incorporar las cantidades necesarias", recomienda la nutricionista.

Pero, ¿por qué es importante incluir frutas y verduras en nuestra alimentación a lo largo de todo el año? "Porque son un grupo de alimentos que aportan una gran variedad de nutrientes fundamentales para que el organismo funcione correctamente,muchos de los cuales solamente los podemos obtener de esas fuentes, por eso es que se dice que este grupo es el único que no se puede reemplazar por otro y debemos consumirlas todos los días a lo largo de todo el año", subraya.

Al ser fuente de una gran variedad de vitaminas, minerales y antioxidantes, las frutas y verduras ayudan a prevenir una gran variedad de enfermedades​, siendo también necesarios para que la mayoría de los procesos que ocurren internamente en nuestro organismo sucedan correctamente. Por otro lado, también son una fuente importante de fibra, que contribuye a generar sensación de saciedad, mantener el buen funcionamiento intestinal, los niveles de colesterol y glucosa (azúcar) en sangre, así como también a mantener un peso saludable, precisó.

Y concluyó: "Desde el comienzo de la alimentación complementaria hasta edades avanzadas es importante incluir frutas y verduras a la alimentación, todos los días, durante todo el año ya que cumplen un rol fundamental para una vida saludable".