San Juan 8 > San Juan > Liga de Gobernadores

La Liga de Gobernadores se reúne este lunes por los objetivos de 2023

Este lunes habrá una reunión para delinear la posición por el fallo contra CFK. ¿Qué aspiraciones tiene Uñac?

La liga de gobernadores peronistas volverá a reunirse este lunes en el Consejo Federal de Inversiones (CFI) en Buenos Aires. Y el cónclave que apuntaba a tomar una posición que se anticipara al inminente fallo de la Corte Suprema sobre la quita de recursos coparticipable a CABA amplió el temario tras la condena a Cristina Kirchner que derivó en una renuncia de la vicepresidenta a candidaturas 2023.

El grupo que comenzó a reunirse en junio con demandas puntuales a Nación ligadas al federalismo y el reparto de subsidios se transformó en un eje de poder dentro del PJ. Y la decisión de Cristina Kirchner de correrse de las boletas el año próximo pone a los mandatarios en la necesidad de plantear protagonismo en un escenario en el que el Gobierno nacional muestra poca musculatura.

Te puede interesar...

La semana pasada, tras la condena en la causa Vialidad, la liga emitió un comunicado contra la Justicia vehiculizado por el bonaerense Axel Kicillof, acaso el gobernador que queda a más expectante a los trazos gruesos que definirá el kirchnerismo post Cristina, ya que tiene la posibilidad de ser reelecto en la provincia pero también es una carta natural para jugar en la nacional, si el ala K descarta a su principal referencia para la contienda 2023. El otro gobernador referenciado en el kirchnerismo es el chaqueño Jorge Capitanich, que mencionó que la Justicia no podía proscribir a Cristina Kircher.

En un hilo de tuits, Kicillof difundió el comunicado que aprobó la liga, y catalogó como “un hecho de enorme gravedad institucional que atenta contra la democracia” la condena a seis años e inhabilitación especial perpetua para ejercer cargos públicos contra la vice.

Desde la Liga de Gobernadores manifestamos que ha ocurrido en nuestro país un hecho de extrema gravedad institucional, que quedará registrado como uno de los agravios más grandes al sistema democrático.

A ese scrum no se abrazan algunos gobernadores de peso del universo peronista, como el cordobés Juan Schiaretti o el santafesino Omar Perotti, que buscan un juego con independencia del Frente de Todos nacional. También dio un paso al costado en septiembre el puntano Alberto Rodríguez Saá, tras cuestionar el rumbo que tomó el grupo. Y prefirió seguir con su tradicional postura de apartarse de causas conjuntas (como en la firma del Pacto Fiscal).

Ayer, el gobernador Sergio Uñac confirmó la reunión, desde el Autódromo, en la que se corrió la fecha del Turismo Carretera. El mandatario es uno de los que tiene aspiraciones nacionales. Y, al igual que buena parte de sus pares, apunta a desdoblar la elección 2023 para el primer semestre (probablemente mayo, mes elegido ya por Tucumán, La Pampa, Salta en el PJ y por Jujuy en JxC). La estrategia le permitiría a los gobernadores mantener cierto margen de maniobra: blindar el poder local primero, y buscar alternativas nacionales después.

Los gobernadores quieren un nombre en la fórmula, que también sea una moneda de cambio por el caudal que llega desde abajo hacia arriba. Así fue, por caso, el salto de Juan Manzur al gabinete tras los comicios 2021, donde Tucumán fue uno de los pocos distritos que logró resistir al embate contra el voto castigo a la Casa Rosada. Además de Manzur, también hubo propuestas para Uñac, el otro jefe provincial que había sido tentado a sumarse al Gobierno.

En el plano de los repartos de fondo, origen de la liga, con pedidos de equidad en reparto de subsidios y presiones a Alberto Fernández para combatir la inflación (ejes siempre retomados por los mandatarios del Norte Grande) aparece en el horizonte el fallo de la Corte sobre la quita de coparticipación a CABA.

Los gobernadores habían pedido participar en calidad de amicus curiae ante el conflicto suscitado por la distribución de recursos coparticipables con la Ciudad de Buenos Aires, y llegaron a presionar con una reforma del máximo tribunal para ampliarlo a 25 jueces, uno por provincia y el restante por Nación. (Fuente: Ámbito)