Comscore

SAN JUAN

"En la noche no deben quedar prendidas las estufas"

Así lo recomendó Carlos Heredia, Jefe de Siniestros del departamento de Bomberos. Dijo que, aunque sean estufas con tiro balanceado pueden provocar alguna tragedia.

Una nena de 10 años murió y su hermano, de 8 años, pelea por su vida luego de haber sufrido una intoxicación por monóxido de carbono. Es el primer caso fatal que se registra en la provincia, pero en 10 días, a nivel nacional, es el cuarto. Carlos Heredia, Jefe de Siniestros del departamento de Bomberos de San Juan, fue contundente: "En las noches no deben quedar prendidas las estufas". Consultado sobre lo que hay que tener en cuenta durante los meses de invierno el profesional fue claro "siempre hay que ventilar los espacios en donde se encuentra el aparato de calefacción". La idea de dejar algo abierto en el espacio en donde está la estufa o el brasero es fundamental porque así hay un cambio de oxigenación de vital importancia para que no ocurran este tipo de tragedias. "Si en las casas donde no hay sistema de ventilación como los que se piden actualmente deben dejar un poco la ventana abierta. Aprovechar el mediodía para hacer un cambio de aire total en las casas. Abrir ventanas y puertas durante unos minutos para que todo aquel monóxido que puede haber en el ambiente sea eliminado". En cuanto a la calefacción nocturna volvió a remarcar que es importante no dejar ningún artefacto prendido durante la noche. Porque, aunque sea de tiro balanceado puede haber una obstrucción que genere una mala ventilación. Además, recomendó hacer una revisión periódica de dichos aparatos, siempre con un matriculado, para descartar cualquier perdida y la correcta calefacción del lugar.