San Juan 8 > Mundo > Chile

Ganó Boric y se convirtió en el presidente más joven de Chile

El diputado de izquierda, de 35 años y exlider estudiantil, saca más de 10 puntos de diferencia a su rival pinochetista, José Antonio Kast, que ya reconoció la derrota.

El candidato de izquierda Gabriel Boric hizo historia y se convertirá en el presidente más joven de la historia de Chile al imponerse al candidato pinochetista, José Antonio Kast, con 55,18% de los votos con 83% de los sufragios contabilizados.

Más de 15 millones de chilenos estuvieron llamados a votar quién sucederá al mandatario Sebastián Piñera el 11 de marzo de 2022, en una jornada marcada por la escandalosa falta de transporte colectivo en los barrios populares del Gran Santiago.

Te puede interesar...

El aspirante de Apruebo Dignidad, Gabriel Boric, diputado de 35 años y exlíder estudiantil, conversó telefónicamente con Kast, quien luego aseguró en Twitter: "Merece todo nuestro respeto y colaboración constructiva".

https://twitter.com/joseantoniokast/status/1472692985598910467

Codo a codo en los sondeos, el abogado ultraderechista José Antonio Kast, de 55 años, contrario al aborto y al matrimonio igualitario, se enfrenta al joven diputado de izquierda Gabriel Boric, de 35 años, la edad mínima para postular a la presidencia en Chile.

"Somos nuevas generaciones que entran a la política con las manos limpias, el corazón caliente pero con la cabeza fría", afirmó Boric, de la alianza Apruebo Dignidad (que reúne al Frente Amplio y al Partido Comunista), tras emitir su voto en la austral Punta Arenas, su ciudad natal, a unos 3.000 km al sur de Santiago.

Codo a codo en los sondeos, el abogado ultraderechista José Antonio Kast, de 55 años, contrario al aborto y al matrimonio igualitario, se enfrenta al joven diputado de izquierda Gabriel Boric, de 35 años, la edad mínima para postular a la presidencia en Chile.

"Somos nuevas generaciones que entran a la política con las manos limpias, el corazón caliente pero con la cabeza fría", afirmó Boric, de la alianza Apruebo Dignidad (que reúne al Frente Amplio y al Partido Comunista), tras emitir su voto en la austral Punta Arenas, su ciudad natal, a unos 3.000 km al sur de Santiago.

Al votar en la localidad rural de Paine, donde vive, en las afueras de Santiago, Kast auguró "una elección estrecha" y planteó la posibilidad de que se pueda definir en los Consejos Electorales, encargados de analizar los votos posteriormente.

Consultado por la prensa, el candidato de la ultraderecha afirmó que el resultado podría definirse por una diferencia de unos 50.000 votos. Boric afirmó que acataría el resultado "sea cual sea".

Tres encuestas previas, de la brasileña AtlasIntel, y las chilenas Cadem y Pulso Ciudadano, muestran un estrecho margen entre los dos candidatos, con una pequeña ventaja para Boric.

El país atraviesa profundos cambios desde 2019, cuando surgieron multitudinarias protestas en reclamo de una mayor igualdad y derechos sociales.

Ese proceso desencandenó en la elección el año pasado a favor de redactar una nueva Constitución para reemplazar la promulgada durante la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990). La Convención que redacta el nuevo texto -dominada por representantes de izquierda-, debería concluir su trabajo a mediados del próximo año, bajo la mirada del nuevo mandatario.

Los candidatos

Gabriel Boric es un diputado de 35 años, la edad mínima para ser presidente de Chile. Nació en la región del sur de Magallanes y fue un reconocido líder estudiantil.

Entre sus propuestas figuran garantizar los derechos básicos universales y de las minorías, la libertad sexual e igualdad de género; además de enfrentar a un defensor de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990) como es Kast, algo inédito en Chile desde el retorno de la democracia en 1990.

Enfrente está José Antonio Kast, un exdiputado y abogado de 55 años, que durante su campaña se negó a calificar el gobierno de facto de Pinochet como una dictadura. También se ha declarado públicamente como partidario de las políticas del presidente brasileño Jair Bolsonaro.

Entre sus promesas de campaña, que ha moderado para este balotaje para captar el voto del centro, se destacan el orden y la seguridad y mantener el modelo neoliberal pinochetista, cuestionado en las calles por las protestas de 2018.

La elección

Ambos candidatos han moderado sus discursos luego de la primera vuelta del 21 de noviembre, donde Kast obtuvo la primera mayoría con el 27,9% de los votos (1.961.122 sufragios) y Boric fue segundo con 25,8% (1.814.809).

A pesar de representar extremos políticos, en el último mes ambos candidatos sumaron a sus planes de gobierno propuestas de los candidatos de centro izquierda y centro derecha, para alcanzar el 50% necesario más uno de los votos, para convertirse en el sexto presidente desde el retorno a la democracia en Chile.

Los resultados de estas elecciones son una incertidumbre, ya que las últimas encuestas han dado triunfos tanto al candidato de izquierda como al de derecha, pero siempre en un estrecho margen, por lo que la mayoría de los expertos esperan un resultado muy ajustado.

Otra de las dudas es la cantidad de votantes que irá a las urnas, ya que el voto es voluntario en Chile, e históricamente asiste el 50% del padrón. Están habilitadas para votar casi 15 millones de personas, que deberán respetar un estricto protocolo sanitario por el coronavirus, que contempla distanciamiento social, el uso de barbijo y alcohol gel dentro de los más de 2.800 centros de votación.

Las mesas abrieron a las 8 de la mañana del día de hoy y cerrarán a las 18 horas, en un ambiente polarizado que no se vivía en las calles de Chile desde hace tres décadas.

El ganador de hoy deberá asumir el 11 de marzo próximo con un Congreso muy parejo en su composición, entre las fuerzas políticas de derecha e izquierda. Uno de los desafíos que el nuevo gobierno será llamar a los cuatro meses de su mandato, a un plebiscito de salida para que los chilenos aprueben o rechacen el nuevo texto constitucional que está escribiendo la Convención Constitucional.

FUENTE: Ámbito