Caso Turcumán
Jueves 09 de Agosto de 2018

Claudia Moya estará 15 años presa por matar a Alfredo Turcumán en un contexto de violencia

Luego de dos semanas de juicio, la Sala III de la Cámara Penal condenó a la mujer que hirió de muerte a su esposo en junio de 2017. La sentenciaron bajo la calificación de "homicidio agravado, atenuado por circunstancias extraordinarias".

///María Eugenia Vega

Claudia Antonella Moya fue sentenciada, por la sala III de la Cámara Penal, a una pena de 15 años de prisión por "Homicidio agravado por el vínculo, atenuado por circunstancias extraordinarias", al matar a su marido Alfredo Yamil Turcumán, en medio de un vínculo violento y dañino. Para tomar esta decisión, los jueces Eugenio Barbera, Maximiliano Blejman y Ernesto Kerman pusieron en la balanza varios aspectos que tomaron relieve en el juicio que se realizó a puertas abiertas durante dos semanas. De esta manera, los testimonios, las pericias, los elementos probatorios y los alegatos le echaron luz a la decisión final que estuvo recién a última hora.



En la mañana de este jueves, Moya llegó esposada, con los ojos cubiertos de lágrimas, pero tranquila a sentarse en el banquillo de los acusados para escuchar su veredicto. No quiso decir una sola palabra, porque ella habló el primer día, desconcertando a la Justicia y poniéndole luz roja a lo analizado por el juez Benedicto Correa, en primera instancia. Su palabra fue crucial y marcó el inicio de las dos semanas de dichos y entre dichos, de perlitas y de excesos cometidos en la voz de los testigos. Sin duda, algo quedó claro; tanto Claudia como Alfredo eran víctimas de la violencia que ejercían en su pareja. Los dos se golpeaban y eso quedó instalado en la retina de los magistrados que tomaron finalmente una decisión a última hora, luego de escuchar los alegatos.


claudia moya juicio sentencia 1.jpg



Moya se mantuvo tranquila durante la lectura de la sentencia. La condena de 15 años, en algún punto, la alivió. Es que su destino era la Perpetua, por la calificación que salió del 5to juzgado de Instrucción: Homicidio agravado por el vínculo al asestarle una puntada letal con un cuchillo a su marido, la noche del 13 de junio de 2017. Sin embargo, las circunstancias en las que se gestó ese puntazo final no quedaron en el olvido. La Justicia consideró que no era un dato menor que ambos estuvieran inmersos en una espiral de violencia y que todo llevó a ese lamentable final. Por eso, analizaron el pedido de la defensa y sacaron de ello el segundo punto; el homicidio atenuado por circunstancias extraordinarias era una opción. Su pena iba desde los 8 años (que es lo que pidió la defensa de Moya) hasta los 25. Entonces, la pena fue intermedia.


Leé: Los pedidos para Moya: perpetua, absolución y homicidio atenuado



Ahora habrá que escuchar los fundamentos de la sala III que estarán listos para el próximo 24 de agosto. Ese día se sabrá por qué Claudia Moya permanecerá 15 años en la sombra.


Comentarios