San Juan
Martes 03 de Septiembre de 2019

Unas 1398 armas secuestradas de hechos criminales beneficiarán a los niños del Garrahan

Por primera vez, la Corte de Justicia hizo entrega del arsenal incautado por delitos, a la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ANMaC), para que las inutilice, las funda y el dinero que recaude beneficie a los niños internados.

La Corte de Justicia tomó intervención activa en la recopilación de 1398 armas ubicadas en dependencias judiciales, que fueron utilizadas en la comisión de delitos y luego decomisadas. Por primera vez, el total de las mismas fueron otorgadas a la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ANMaC) para que en Buenos Aires proceda a destruirlas y fundirlas. Luego, el producido que se recauda de esa fundición, se envía a la Fundación Garrahan.


Durante el acto, el gobernador Sergio Uñac expresó que "la gente que ha sufrido un hecho delictivo con armas está esperando esto, que además tiene como destino convertir el producto de un delito en un hecho social sensible. Los chicos de la Provincia, cuando atraviesan problemas de salud, tienen que visitar el Hospital Garrahan, y evidentemente es un hecho significativo que los podamos ayudar, aún en el cumplimiento estricto de la ley". Asimismo, agradeció al Presidente de la Corte de Justicia, diciéndole que "redoblamos el esfuerzo de seguir trabajando juntos. Para la sociedad no hay tres poderes, hay un solo Estado que debe cumplir con las obligaciones que tiene.


Más allá de que tenemos objetivos distintos, hay uno que es superior que es el de construir sentido de bienestar en la Provincia". El presidente de la Corte de Justicia, Guillermo De Sanctis, comentó que "para el Poder Judicial es un día especial porque se inscribe un legítimo orgullo en el cambio que se está produciendo". El Presidente afirmó que "este operativo masivo es inédito, hemos ido unidad por unidad jurisdiccional recolectando las armas. Vamos a continuar y pronto llegaremos a las 2.000 armas".


El proceso implicó un exhaustivo relevamiento en los juzgados, que incluyó la numeración y trazabilidad de las armas. Asimismo, se acordó donar los réditos económicos a la Fundación del Hospital Garrahan.

Comentarios