San Juan
Jueves 07 de Diciembre de 2017

Uñac opinó acerca del procesamiento de la ex presidenta, sobre José Luis Gioja y Daniela Castro

A su regreso de la apertura del Paso de Agua Negra, el gobernador dijo que la decisión de Bonadio sobre Cristina: "Es un exceso, porque esta causa tiene una aprobación del memorándum por la Cámara de Diputados y el Senado". También hizo referencia al camino que tomará José Luis Gioja como presidente del PJ: "Creo que se quedará en el Frente para la Victoria". Por último habló de la resolución de la diputada Daniela Castro: "Me sorprendí, pero respeto su decisión".

Mientras la política nacional está que arde, Sergio Uñac tuvo este jueves una agitada agenda aquí con la apertura del Paso de Agua Negra en alta cordillera en horas de la mañana y la inauguración de las obras en una plaza chimbera en la tarde. Tras el acto que compartió con el intendente Fabián Gramajo, el gobernador habló de la coyuntura: definió como "un exceso" la resolución del juez Claudio Bonadio y se declaró sorprendido por el camino que decidió tomar la diputada nacional sanjuanina Daniela Castro.


Embed

El tablero político se sacudió a primera hora de la mañana con el procesamiento que dictó Bonadio contra Cristina en la causa por el encubrimiento del atentado a la AMIA y el pedido de desafuero que mandó al Senado para poder detenerla. Casi de inmediato, comenzaron las charlas telefónicas entre el presidente de la bancada del PJ en el Senado, Miguel Ángel Pichetto, con los gobernadores peronistas, para acordar los pasos a seguir frente a esa solicitud.

Los mandatarios provinciales tienen cada vez más peso en el concierto del justicialismo nacional y son materia de consulta obligada. Por ahora, es difícil que el pedido de desafuero se pueda tratar en el corto plazo en virtud de que la cámara alta está de receso y todo quedaría para marzo. Hasta entonces, hay tiempo para tomar una definición y resolver si están dados los argumentos como para facilitar la llave que podría llevar a la ex jefa de Estado a la cárcel.

Sobre la situación de Cristina, el gobernador sostuvo que la resolución de Bonadio "es un exceso". Y apoyó esa opinión en que "el memorándum firmado con Irán fue aprobado por la Cámara de Diputados de la Nación y el Senado".

La senadora brindó a primera hora de la tarde una conferencia de prensa como nunca había hecho en su época de mandamás argentina y tiró con munición gruesa. Acusó al presidente Mauricio Macri de perseguirla, al juez Bonadio de prestarse a ese juego y de inventar la causa que la tiene como imputada y amenaza con llevarla a prisión. A su lado estuvo el sanjuanino José Luis Gioja, que hoy comparte rol de diputado nacional y presidente del PJ nacional.

Uñac no le escapó al "detalle". "Creo que se va a quedar en el Frente para la Victoria", aseguró en referencia a Gioja y las profundas diferencias que mantiene con él. En el nuevo Congreso, el FPV y el PJ ya no estarán unidos: el primero contendrá a los kirchneristas y el exgobernador optó por seguir en ese espacio a pesar de ser el presidente del peronismo nacional.

Aunque Uñac no comparte los términos del planteo de Bonadio, no lo funda en cuestiones políticas. En ese plano, está muy lejos de la ex presidenta y ensaya más bien un espíritu dialoguista y aglutinador junto a los otros gobernadores del PJ.

Lo de Gioja al lado de Cristina no sorprendió. El ex gobernador es aún el titular del PJ nacional y así todo, en octubre pidió el voto para la exjefa de Estado en la puja electoral bonaerense y esta semana selló ese compromiso ratificando su condición de miembro del bloque K en Diputados. Lo contrario a lo que promovían los mandatarios como Uñac, cuyos legisladores fieles serán parte de un interbloque federal que los diferencia de los K y conciben como punto de partida para refundar el PJ.

La muñeca de Gioja no fue capaz de parar la sangría en un peronismo nacional que hoy está fuertemente dividido y con un vacío de poder que pide a gritos una renovación. En realidad, más allá de los formalismos institucionales, el poder lo empezaron a construir los líderes provinciales que no se sienten representados por la conducción que encarna el sanjuanino.

De hecho, ninguno estuvo junto a Cristina. Haberlo hecho significaba un apoyo explícito que va en contramano de sus convicciones y de la alternativa al macrismo que se imaginan a futuro.

El otro tema que mantuvo ocupados a los justicialistas esta semana fue la conformación del nuevo Congreso Nacional. Uñac armó en Diputados un bloque propio con Walberto Allende, Graciela Caselles y la ex massista Florencia Peñaloza para trabajar en el interbloque federal del PJ. La jugada incluía a Castro, pero finalmente siguió los pasos de Gioja.

Uñac fue escueto en referencia a esa situación. "Me sorprendí, pero respeto su decisión", señaló. La sorpresa fue para muchos, ya que Castro integró la lista de candidato que impulsó el propio líder del peronismo local, compartió el mensaje de renovación y eso hacía suponer que iba a seguir la misma línea.

Comentarios