San Juan
Sábado 08 de Septiembre de 2018

Rawson: Gioja pasó a planta a 160 empleados y subió el gasto en casi $15 millones

La medida choca de frente con la necesidad de contener el gasto para amortiguar los efectos de la crisis nacional. El rawsino hizo las designaciones justo antes de que la provincia aprobara una ley que las limita.

Mientras la Nación y las provincias discuten cómo contener los gastos del Estado ante los avatares de la economía nacional, el intendente Juan Carlos Gioja resolvió ir en sentido contrario y pasó a la planta permanente del municipio rawsino a 160 empleados que se suman a los 800 que ya tenía en esa condición. De esta forma, incrementó la partida para pagar sueldos y a partir de ahora tendrá un gasto adicional cercano a los 15 millones de pesos. Con el calendario en la mano, el jefe comunal lo hizo antes de la ley que se aprobó esta semana Diputados para acotar las designaciones de personal.

Los nuevos empleados efectivos de Rawson eran contratados desde 2014 y 2015 y cobraban 7 mil pesos mensuales. Gioja informó que en la planta permanente percibirá cada uno 14 mil pesos, es decir el doble. Eso implica que el municipio tendrá que desembolsar un extra anual de nada menos que 14,5 millones de pesos.

Es una mejora en las condiciones laborales, sin duda. Pero no pareciera ser el mejor momento para aumentar los gastos salariales del Estado. Ante los efectos de la crisis económica nacional, la mayoría de los dirigentes opositores y oficialistas coinciden en que hoy hace falta cuidar más que nunca los recursos públicos para enfrentar la difícil parada que se viene en lo que queda de 2018 y el próximo año.

El propio gobernador Sergio Uñac les ordenó hace poco a sus ministros que contengan como nunca el gasto. Y antes, cuando se discutían las transferencias para pagar los aumentos salariales de este año, les había pedido a los intendentes que no usen a los municipios como un nicho para pagar favores políticos con nombramiento de personal y que no agranden la planta permanente.

Preocupados por la situación, los concejales rawsinos fueron a hablar del tema con Gioja. El intendente les respondió que cuenta con los fondos necesarios para el pago de los nuevos sueldos y se defendió diciendo que de ninguna manera esto influirá en la ejecución de obras para los vecinos.

La respuesta llamó la atención de los ediles, ya que cuando debió hacer la eximición de tasas a los usuarios de tarifa social de electricidad se quejó porque eso le impediría realizar obras e invertir en mejorar los servicios. Lo mismo contestó cuando se anunció el fin del Fondo Federal de la Soja, medida del Gobierno nacional contra la que presentó sin suerte un recurso de amparo en la Justicia.

El menor de los Gioja firmó los decretos de designación hace algo más de un mes y no fue casual. Lo hizo para escaparle a la Ley de Responsabilidad Fiscal que aprobó el último jueves la Cámara de Diputados. La misma, entre otras cosas, les impide a los intendentes nombrar empleados en el último año de gestión y establece que lo podrán hacer únicamente cuando aumente la población.

Si bien la Responsabilidad Fiscal acaba de sancionarse junto con la histórica Ley de Coparticipación Municipal, el Gobierno provincial y los intendentes venía negociando desde hace varios meses ambas iniciativas. La gestión uñaquista se comprometió a distribuir más fondos entre las comunas, a cambio de que los jefes departamentales fueran responsables en la administración del presupuesto, que hicieran todos los esfuerzos por equilibrar sus cuentas y que, fundamentalmente, no aumentaran la planta de trabajadores.

Comentarios