Streptococcus pyogenes
Jueves 13 de Septiembre de 2018

Psicosis colectiva: "Hay padres que llevan a sus hijos a la consulta sin síntomas"

El temor por la bacteria Streptococcus Pyogenes que causó la muerte de cinco niños y un adulto generó que se llenen los consultorios pediátricos en todo el país. Desde San Juan una especialista advirtió que en la guardia había niños sanos lo que generó cierta demora en la atención.

La muerte de cinco niños y un adulto por la bacteria del Streptococcus Pyogenes generó temor en los padres, que sumado a la reproducción de audios e información falsa a través de las redes sociales desembocó en la alta concurrencia a las guardias médicas. El dato fue informado por una reconocida médica sanjuanina que alertó de que hay padres de que llevan a sus hijos sin síntomas, lo que termina perjudicando la atención a los pacientes que verdaderamente lo necesitan y el riesgo de contagio de otras enfermedades.

La profesional explicó que es importante calmarse ya que hay personas que no deberían estar en contacto con pacientes enfermos y lo hacen por temor a la bacteria que aún en San Juan no ha registrado casos de acuerdo a lo que expresó personal de Salud Pública durante las últimas horas del miércoles. En Buenos Aires, por ejemplo, las consultas generaron hasta 8 horas de demora.


Audios falsos

Durante las últimas horas hubo un audio en primera persona donde una mamá relataba el caso de su hija que supuestamente había contraído la bacteria. Esta grabación que salió de un grupo de padres de un jardín de infantes, de una escuela de Rivadavia, rápidamente se volvió viral y fue desmentido por Salud Pública. La nena de cinco años estaba enferma pero no por la bacteria del Streptococcus Pyogenes.


Leé también: Streptococcus Pyogenes: niegan que haya casos de la bacteria en San Juan


¿Cuáles son los principales síntomas?


Según expertos, pueden ser un fuerte dolor de garganta, la faringitis, tener fiebre alta, ganglios inflamados en la zona del cuello o lastimaduras en la piel, que generalmente suelen comenzar con una ampolla que hace costra color miel y un halo de color rojizo.

¿Cómo prevenirla?


Para evitar el contagio es necesario lavarse las manos, estar higienizado, cortarse las uñas, no automedicarse y guardar reposo ante casos de enfermedad hasta 24 horas después de que se vaya la fiebre, tanto en niños como en adultos.

¿A quiénes afecta?


Puede atacar tanto a niños desde el primer año hasta los seis (promedio cuatro años), pero también se puede dar en bebés de pocos meses hasta los 15 años. También a mayores con problemas de defensas o personas diabéticas.

Comentarios