San Juan
Jueves 25 de Enero de 2018

Polémica en Angaco: eligieron al nuevo presidente del Concejo Deliberante

Se trata de José Risueño, quien fue votado por los ediles para reemplazar en el cargo a Mario Pacheco. Este último fue acusado de no enviar al Tribunal de Cuentas documentación sobre una suba exagerada en el gasto de combustible en el Municipio.

//Por Bárbara Ardanaz

Luego del escándalo en la Municipalidad de Angaco por la remoción del presidente del Concejo Deliberante, los ediles eligieron a su reemplazante. Mario Pacheco fue acusado por sus pares por entender que ocultó una investigación acerca de un exorbitante incremento en el combustible para las movilidades oficiales.



Los concejales de la oposición habían intentado sacar a Pacheco en una sesión especial que se hizo el miércoles anterior, pero todo terminó en una fuerte pelea y pasaron a cuarto intermedio. La retomaron ayer y con el voto de los tres opositores, Escuela, Alberto Fernández y José Risueño (era del mismo sector del intendente y después se pelearon), Pacheco fue desplazado del sillón y quedó como un edil más.


En medio de la polémica, los representantes del cuerpo deliberativo se reunieron este jueves en la última sesión ordinaria del periodo, ya que habían votado una prórroga de 60 días. Una vez en el lugar, los concejales Pacheco y Valeria Garay (oficialistas) se retiraron del recinto y no participaron de la elección.


Como establece la ley Orgánica de Municipalidades, el jefe del Concejo debe ser de la misma lista de candidatos del intendente, lo que abrió la posibilidad a José Risueño. Pero ese edil ya no pertenece a ese espacio y José Castro asegura que el espíritu de esa norma es "que el presidente tenga una absoluta sintonía con el intendente y hay jurisprudencia que va en ese sentido". Desde ese punto de vista, la que debería haber asumido en lugar del removido, era Valeria Garay, la otra oficialista del cuerpo.


Pero lo esperado por el jefe comunal no sucedió. Con tres votos a favor y por unanimidad, Risueño resultó electo y asumió de inmediato como presidente del Legislativo de Angaco. A su vez, la vicepresidencia quedó a cargo de la concejal Sandra Escuela.

El origen del escándalo


"Lo sacamos porque no cumplió sus deberes legislativos", le contó a sanjuan8.com la concejal opositora (UCR) Sandra Escuela. Según dijo, Pacheco tenía que enviar una resolución al Tribunal de Cuentas para que investigara la suba desmedida del gasto del gasoil y no lo hizo. En lugar de eso, expresó, "sacó el expediente y se lo dio al intendente, no cumplió con lo que debía hacer".

Castro salió al cruce de esas afirmaciones. Aseguró que el aumento en el gasto de combustible "es normal, porque enero y febrero son los meses de menos actividad y a mediados de años es cuando mayor actividad hay por la ejecución de la obra pública". Además, sostuvo que "es una brutalidad el procedimiento que han llevado a cabo los opositores para esta patraña, atropellaron la Constitución y la ley para remover a un presidente que fue elegido por unanimidad del cuerpo".

El intendente, paralelamente, cargó contra Risueño y le atribuyó la movida a él. El concejal fue parte de la lista del jefe comunal en las elecciones 2015, hasta que estallaron diferencias fuertes entre ambos y fue echado del bloque oficialista. "Desde ahí, montó todo esto", acusó el intendente.

Es más, agregó que la reacción de los opositores es para "tapar la denuncia que tiene Risueño en la Justicia". Se refiere a cuando lo acusó en Tribunales de abusarse de su cargo de legislador municipal y sacar documentación y pagos del Ejecutivo comunal.

Risueño es quien presentó el informe que hizo que la sangre llegara al río con el desplazamiento de Pacheco. El mismo dice que entre enero y junio de 2017 se dio un aumento de 400 por ciento en el gasto de gasoil y que hay dudas de que el combustible haya ingresado.

Comentarios