San Juan
Domingo 10 de Junio de 2018

La crisis también es dirigencial

El fútbol, la economía, la educación, la política, todo está envuelto en el mismo descrédito por la ineficiente gestión, en el mejor de los casos, o por la recurrente falta de honestidad en el gerenciamiento del Estado. Nuestra incapacidad para administrar los fondos de la Nación, lleva a que sea un organismo externo el que lo monitoree y nos preguntamos entonces ...¿el problema es del FMI o de nosotros mismos?. Es el momento de observar qué pasa en el lugar donde nos educamos y tal vez allí tengamos la respuesta.

Si nos vamos a las Universidades Nacionales, vaya interesante capítulo podemos escribir si nos detenemos en el manejo de Fondos, la distribución de los mismos y los actores que intervienen. En el caso de la Universidad Nacional de San Juan, encontramos hechos y situaciones que demuestran que el paso del tiempo nada aporta a la hora de remediar, corregir o aprender de los errores del pasado. La Mutual de la UNSJ es un caso: recordemos que la actual gestión apenas asumió denunció una estafa y la Justicia le dio la razón: En el año 2016 procesaron sin prisión preventiva (ya estaban excarcelados) al ex presidente Rubén Castro y al ex tesorero Oscar Bazán por el delito de defraudación por administración fraudulenta. Le consideraron probado que endeudaron en 7 millones de pesos a la entidad sabiendo que no iban a poder pagar ese importe y que iba a tener que hacerse cargo la próxima comisión directiva. Sin contar que ya desde el año 2004, la mutual arrastra historias de estafas una tras otra

Otro caso es la muerte del estudiante de Ingeniería en el año 2010 que desnudó la inacción de parte del Decano de esa facultad, hoy el actual Rector Oscar Nasisi, y de todos los responsables de los edificios dependientes de la Universidad. Recordemos que esa muerte derivó en revisar las instalaciones eléctricas de todas las facultades y Colegios preuniversitarios, porque en todos, la situación era precaria o en el mejor de los casos de dudosa legalidad.

APUNSJ esto otro caso, hace ya más de 20 años y también el caso Rudolph-Matar.

En éste último vale hacer un repaso: Una demanda que realizara Tulio Del Bono, quien fuera Rector de la UNSJ en el año 1989 contra los Ingenieros; una sentencia a favor de los demandados, una suma millonaria en juego y una manera muy llamativa de investigar por parte de la Justicia Federal porque Del Bono nunca fue citado a declarar en el proceso penal que se resolvió en el año 2008. Qué curioso; Del Bono es el mismo que hoy dirige la Secretaría de Ciencia y Técnica de la Provincia, es decir la persona encargada de proyectar el futuro de todos los sanjuaninos...vaya paradoja.

Hoy Oscar Nasisi, el mismo procesado por la muerte del estudiante de Ingeniería, el mismo que posee un escandaloso sueldo avalado por el Consejo Superior; es el que el que también está procesado en la causa por retención indebida de bienes que le iniciaron Rudolph y Matar quienes esperan la devolución del trabajo intelectual incautado cuando se inició el juicio mencionado.

Nasisi es el que rige los destinos del segundo presupuesto de la provincia...vaya paradoja.

El próximo jueves , el abogado que representa al rector de la Universidad Nacional de San Juan, deberá fundar la apelación al procesamiento que realizó el juez Miguel Gálvez, contra el representante mayor de la Casa de Altos Estudios. Al mismo tiempo, el representante de estos demandantes, Miguel Arancibia, deberá defender este procesamiento y aprovechará el debate oral para solicitarle a la Cámara Federal que detengan al rector de la UNSJ hasta que devuelvan el material de la investigación que desató la polémica y un largo proceso judicial, en el año 1989.

Si la Cámara Federal confirma el procesamiento, Nasisi va a a juicio.

Nadie sabe cómo terminará esta historia que parece no tener fin, lo cierto es que el caso de Nasisi, Del Bono, los dirigentes de la Mutual, de APUNSJ de la Obra Social DAMSU (para eso tenemos otro jugoso capitulo) son personas que tenían la misión de cuidar, ordenar, administrar, proteger y acrecentar los bienes del Estado y de todos quienes están contenidos en esa administración. El relato que detallé me deja una profunda decepción acerca de qué hicieron con el valioso instrumento que les fue entregado.

Tal vez esto pueda explicar porqué nuestro país está encerrado en historias cíclicas de una economía inestable, de corrupción, de estafas y del robo constante a la ilusión Argentina. No hay organismo ni entidad que se salve ni pase airoso una auditoría, no hay vergüenza, y lo que es peor, no hay conciencia de ello.

Comentarios