Día Internacional de la Mujer
Viernes 08 de Marzo de 2019

Es la única mujer en ser parte del GERAS y plantea el desafío de que más compañeras se sumen a la fuerza

Giselle Zárate integra una de las áreas más exigentes de la Policía de San Juan desde hace varios meses y entrena igual de duro que los 31 compañeros que son parte del Grupo Especial de Rescate y Acciones de Seguridad.


///Marcela V. Silva


Giselle Zarate tiene 27 años y desde junio del 2018 integra una de las fuerzas más exigentes de la Policía de San Juan. La joven agente es la única mujer en ser parte del Grupo Especial de Rescate y Acciones de Seguridad y cuenta que no fue tarea sencilla llegar a terminar el curso, que dejó atrás a una amiga que no pudo terminar la capacitación que requiere no sólo de un esfuerzo físico, sino también mental.


"La convivencia es dura y requiere mucho esfuerzo. Mantenerme en el GERAS me costó tanto, hasta el grado de desmayarme", dijo Giselle a sanjuan8.com mientras aseguraba que hoy la fuerza policial es su segunda familia.

giselle zarate 4.jpg


La joven, quien ya vive sola, y reparte su tiempo entre el entrenamiento, los allanamientos y de disfrutar de su casa, dijo que diariamente realiza una preparación física que requiere horas de natación, trote y entrenamiento con elementos de gimnasio. Luego de eso realiza prácticas de tiro e instrucción policial. En cuanto a la relación con sus 30 compañeros admitió que aún le cuesta, pero afirmó que ha recibido gran apoyo en los entrenamientos.


"Entreno con el más débil y también con el más fuerte. Ya que en un operativo puedo llegar a tener que reducir a un hombre", aseguró a sanjuan8.com. La agente aprovechó el Día Internacional de la Mujer Trabajadora para invitar al resto de las uniformadas que quieran ser parte del GERAS a sumarse. "Si realmente tienen ganas, inscríbanse. Todo es posible si existe el deseo" aseguró.

giselle zarate dos.jpg


Por otra parte, Diego Morales, jefe del grupo que tiene el desafío de realizar los allanamientos más duros y complicados de San Juan, aseguró que Giselle se ganó ser parte del GERAS. "Nadie le regaló nada", admitió.


El GERAS se encuentra funcionando desde 1986 y en 30 años jamás una mujer fue parte de esta división que en los últimos meses demostró mayor apertura para que las uniformadas comiencen a soñar con ser parte del grupo élite.