Política
Domingo 10 de Diciembre de 2017

El caso Cristina

Nunca en la historia política de la República Argentina ocurrió que una fórmula presidencial se encontrara; uno preso y el otro con pedido de prisión preventiva. El caso Cristina mirado en el mundo.

Capital Federal. El abogado Gregorio Dalbón, uno de los representantes legales de la ex presidenta Cristina Kirchner, aseguró que si la actual senadora era detenida luego de la orden que dictó el juez Claudio Bonadio, "el país explotaba por el aire". Además, calificó el fallo del magistrado como un "papelón internacional".

El letrado precisó: "Bonadio es una persona que se está por jubilar que dice 'yo no me voy a quedar con las ganas de pedir la detención de Cristina'. Es un cobarde. Si Cristina hubiera pisado Comodoro Py o la Alcaidía, el país hubiera explotado por el aire".

En declaraciones con Radio 10, Dalbón cuestionó también la decisión del funcionario judicial de detener al ex secretario de Legal y Técnica Carlos Zannini, al ex canciller Héctor Timerman y al dirigente piquetero Luis D'Elía.

En tanto, el diputado nacional Andrés "Cuervo" Larroque, uno de los procesados sin prisión preventiva, calificó como "descabellada" la medida de Bonadío e insistió en la postura del kirchnerismo de responsabilizar al gobierno nacional por la resolución judicial. "El objetivo es distraer, ocultar y desgastar a Cristina, que es la expresión más potente de la oposición. Esto es parte de esta Argentina macrista en la cual el estado de derecho está gravemente herido", declaró el principal líder de la agrupación La Cámpora, y uno de los procesados junto a la ex presidenta.

Así están los ánimos después del jueves cuando se desató una catarata de detenciones ordenadas por el polémico juez Bonadío. Mucho más alterados después de la conferencia de prensa de la Senadora Cristina Fernández; que se expresó leyendo, algo absolutamente inusual teniendo en cuenta su extraordinaria capacidad de oratoria, recurso del que hizo uso y abuso durante su gobierno. Podrá gustarte o no, pero si hay algo que la ex presidente maneja a la perfección, es el discurso.

Está acusada de traición a la patria y fue procesada por ese delito y por el supuesto encubrimiento a iraníes investigados en la causa Amia.

Desde el Congreso, la senadora de Unidad Ciudadana dijo que el dictamen es "un despropósito"y criticó duramente al oficialismo. Sostuvo que Macri "encabeza una organización para perseguir opositores". Y también criticó el dictamen de Bonadio por usar la figura de "traición a la patria".

"Bonadio dice que los dos atentados terroristas [AMIA y Embajada de Israel] son actos de guerra, porque fue la única manera que encontró en su mundo jurídico para traer la figura de traición a la patria", señaló. ¿Pero, qué dice el código penal sobre la figura de traición? Son los artículos 214/15/16/17/18 los que tratan este delito:

ARTICULO 214. - Será reprimido con reclusión o prisión de diez a veinticinco años o reclusión o prisión perpetua y en uno u otro caso, inhabilitación absoluta perpetua, siempre que el hecho no se halle comprendido en otra disposición de este código, todo argentino o toda persona que deba obediencia a la Nación por razón de su empleo o función pública, que tomare las armas contra ésta, se uniere a sus enemigos o les prestare cualquier ayuda o socorro.

ARTICULO 215. - Será reprimido con reclusión o prisión perpetua, el que cometiere el delito previsto en el artículo precedente, en los casos siguientes:

1º Si ejecutare un hecho dirigido a someter total o parcialmente la Nación al dominio extranjero o a menoscabar su independencia o integridad;

2º Si indujere o decidiere a una potencia extranjera a hacer la guerra contra la República.

3° Si perteneciere a las fuerzas armadas. (Inciso incorporado por art. 5° del Anexo I de la Ley N° 26.394 B.O. 29/8/2008. Vigencia: comenzará a regir a los SEIS (6) meses de su promulgación. Durante dicho período se llevará a cabo en las áreas pertinentes un programa de divulgación y capacitación sobre su contenido y aplicación)

ARTICULO 216. - Será reprimido con reclusión o prisión de uno a ocho años, el que tomare parte en una conspiración de dos o más personas, para cometer el delito de traición, en cualquiera de los casos comprendidos en los artículos precedentes, si la conspiración fuere descubierta antes de empezar su ejecución.

ARTICULO 217. - Quedará eximido de pena el que revelare la conspiración a la autoridad, antes de haberse comenzado el procedimiento.

ARTICULO 218. - Las penas establecidas en los artículos anteriores se aplicarán, también, cuando los hechos previstos en ellos fueren cometidos contra una potencia aliada de la República, en guerra contra un enemigo común.

El Memorándum de entendimiento Argentina-Irán fue un memorándum de entendimiento firmado en 2013 por el gobierno de la República Argentina, durante el mandato de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, y el gobierno de la República Islámica de Irán, en Addis Abeba (Etiopía, sobre los temas vinculados al ataque terrorista a la sede de la Asociación Mutual Israelita Argentina en Buenos Aires el 18 de julio de 1994. Irán se había negado sistemáticamente a cooperar con Argentina en el caso judicial contra ciudadanos iraníes, por lo que el gobierno argentino consideró este memorándum como un avance para la causa​ El memorándum constaba de nueve puntos entre los cuales se destacaba la creación de una Comisión de la Verdad, que estaría compuesta por juristas internacionales para cooperar con la investigación. Además establecía que el juez de la causa, Rodolfo Canicoba Corral y el fiscal Alberto Nisman, podrían interrogar a los sospechosos iraníes con notificación roja de Interpol.

Cristina en su momento lo calificó como «un hecho histórico» y consideró que serviría para avanzar en la investigación del atentado a la AMIA, pero el Parlamento de Irán no lo aprobó y fue declarado inconstitucional por la Sala I de la Cámara Federal de Argentina.

El memorándum nunca entró en vigencia,​ pero desató varios conflictos judiciales. Al terminar el gobierno de Fernández de Kirchner, con la derrota del oficialismo y el triunfo de la oposición en las elecciones de 2015, una de las primeras declaraciones que hizo el nuevo presidente electo, Mauricio Macri, fue que haría lo posible para terminar con dicho acuerdo. El 21 de diciembre de 2015 la Cámara Federal de Casación Penal dejó firme en forma definitiva la inconstitucionalidad del memorándum

Ese memorándum es el que puso en el ojo de la tormenta a Cristina y los hombres que presuntamente fueron necesarios para intentar ejecutarlo. No queda claro aún, cuál es la motivación que el Gobierno de Cristina, presuntamente tuvo para encubrir los autores de los atentados en la Argentina. A Juicio de Bonadío; habría suficientes elementos para demostrarlo.

Este verano será diferente para la ex Presidente y actual senadora; Recién en marzo se podrá conocer la decisión de la Comisión de Asuntos Constitucionales del Senado, que deberá aceptar o no el pedido de desafuero. Ahora es el momento de demostrar lealtades y es lo que estamos viendo en el escenario dirigencial Kirchnerista. Por otro lado Pichetto y los Gobernadores tienen la sartén por el mango; ellos tienen la decisión respecto del destino que corra Cristina, ella sabe que en los gobernadores no tiene referentes que la sigan; corrió demasiada agua bajo el puente y ni siquiera puede reclamarle lealtad a quienes nunca fueron considerados por ella. De golpe la realidad se le presenta cruda y frontal. Aún la suerte no está echada y podrá jugar su última carta, aunque todavía es muy pronto para saber si queda algún espacio para diseñar una estrategia.

Por primera vez la vimos nerviosa, aunque esta aseveración puede correr dentro de las subjetividades que una observación de ese tipo tiene.

Los portales informativos en el mundo se hicieron eco de la noticia y no es para menos; Boudou preso y Cristina con un pedido para que quede en la misma condición es motivo de interés; más allá de lo que resulte.

La ex mandataria y actual senadora transita un camino que cosecha odio y adhesiones, fanatismos y apatía; interés e interrogantes, todo en el mismo combo que la sociedad consume y que coloca las posiciones más enfrentadas que jamás hayamos visto. Vaya Argentina... final abierto para uno de los acontecimientos que escribe una página destacada en la historia de nuestro país y latinoamericana

Comentarios