Policiales
Martes 02 de Enero de 2018

Un nene argentino de 3 años murió tras caer desde una ventana en una casa de Punta del Este

El pequeño falleció camino al hospital. La madre del menor no lo pudo acompañar al nosocomio, se desmayó como consecuencia del shock y la conmoción que sufrió al ver caer a su hijo.

Un chico argentino de 3 años murió este martes en Punta del Este, luego de caer al vacío desde la ventana de un departamento que su familia había alquilado para pasar las vacaciones de verano y que se encuentra dentro de un complejo habitacional.

El trágico hecho ocurrió este mediodía en Manantiales cuando el niño se asomó por una ventana que estaba abierta y cayó desde 8 metros de altura.

Las ventanas del departamento, ubicado en la intersección de las calles Sarandí y Treinta y Tres, tenían mosquiteros. En una de ellas, de donde cayó el menor, la red de protección estaba desprendida.

El chico cayó desde la tercera ventana de la casa luego de apoyar sus manos en el mosquitero que estaba desprendido. Traspasó la ventana y cayó al estacionamiento que se encuentra en la parte de atrás de la casa.

El pequeño fue trasladado rápidamente al Hospital Cantegril, pero murió en el camino. Una hora después del accidente acudieron al lugar sus abuelos y algunos vecinos del complejo que estaban al momento del accidente.

En el momento de la tragedia en la casa estaba la madre del chico junto a su bebé de pocos meses. El padre del menor llegó a la vivienda luego del accidente. Los cuatro habían viajado a Uruguay para iniciar las vacaciones después de las fiestas.

La madre llegó a verlo caer y comenzó a gritar en forma desesperada pidiendo auxilio. "Un auto para ir al Hospital", fue el grito que escucharon los vecinos del lugar segundos después del accidente. La madre del menor no lo pudo acompañar. Se desmayó como consecuencia del shock y la conmoción que sufrió al ver caer a su hijo.

El impacto fue tan fuerte que le generó graves traumatismos y la posterior muerte. Los primeros en auxiliar al chico fueron dos adolescentes de 14 años y su padre. Los tres, oriundos de Córdoba, cargaron el cuerpo del menor en una pequeña tabla de surf y lo trasladaron al sanatorio.

El portero del complejo también fue testigo de la tragedia. Se encontraba limpiando la zona de cocheras cuando el chico cayó y no pudo hacer nada para salvarlo. En el lugar actuó la policía científica de Maldonado, localidad cercana a Punta del Este.

Por otra parte, el cónsul argentino en Uruguay, José Andrés Basbus, tomó contacto con la familia, que es de la localidad bonaerense de Ramos Mejía, y aseguró que el Consulado ayudará a los padres a realizar los trámites legales necesarios para poder trasladar al chico fallecido. La familia regresaría a la Argentina en las próximas horas.

(Fuente: Infobae)

Comentarios