Cantante de Pijama Party acusado de violento
Miércoles 20 de Marzo de 2019

Parte del perfil psicológico de Amín: "Baja tolerancia a la frustración, soberbia y rasgos omnipotentes"

Además, manifestó tener labilidad emocional, es decir conductas que son desproporcionadas. Desde el juzgado de Familia que se instruyó se le ordenó realizar tratamiento psicológico. Esta medida se extendió a la novia y a la denunciante.

Dos meses después de que se conociera que el excantante de Pijama Party fue acusado de violencia de género por parte de la madre de su novia y por lo cual se ordenó una restricción perimetral, se supo que esa medida fue levantada por el juez que instruyó la causa. De todos modos, en el parte difundido se conoció parte del perfil psicológico de Federico Amín.


"Es una persona que necesitaría mantener lejos de sí el mundo de sus afectos ya que en el caso de incluirlos podría desorganizarse emocionalmente. Se patentiza baja tolerancia a la frustración dejando entrever cierta soberbia y rasgos de características omnipotentes". Este informe que fue elevado al juez Gustavo Almirón también reveló que su conducta presenta lo que los profesionales denominan labilidad defensiva, es decir que su comportamiento es desproporcionado en su forma de manifestarse. Por ejemplo, carcajadas desmedidas o llantos exagerados.


Leé también: Quedó sin efecto la restricción perimetral que tenía el excantante de Pijama Party para con su novia


En el comunicado difundido también se encuentra el testimonio del joven-que también fue escrachado por una expareja-. "Me arruinó la vida. Esto, fue un escrache... la gente me mira raro... a mis hijas le gritan cosas y no la puedo ver a la José. A mí me han amputado el alma y me quedé sin trabajo.", dijo el excantante que fue separado de la banda de cumbia pop luego de que se conociera el hecho de violencia que terminó en la justicia.



Mientras tanto Amín, la novia y la madre de la joven deberán realizar terapias psicológicas y presentar un informe mensual ante el juzgado que intervino. En caso de no hacerlo se aclaró que se podrá condenar con multa, trabajo comunitario o con cárcel a las tres personas involucradas.


Comentarios