Comscore

POLICIALES

La mujer hallada asesinada en un auto recibió cinco tiros por la espalda

La mujer de 45 años hallada asesinada a tiros en el interior de un auto en la ciudad de Necochea recibió cinco disparos por la espalda y además tenía un corte en el abdomen, según los resultados de la autopsia, informaron hoy fuentes de la investigación, quienes siguen la pista de de un "ajuste de cuentas" por drogas y dinero.

De acuerdo al informe forense, Alejandra Fiorito murió por un shock hipovolémico provocada por uno de los cinco disparos que le perforó el corazón y uno de los pulmones.

Ademas del tiro mortal y de los otros cuatro disparos, todos por la espalda, su cuerpo presentaba un corte realizado con un arma blanca en la zona abdominal.

La autopsia estableció que la muerte de la mujer se produjo entre las 21 y las 24 del miércoles pasado y que el homicida le disparó desde atrás, sentado en el asiento trasero del lado del conductor del Volkswagen Suran en el que se hallaba y donde se encontraron cerca de 30 envoltorios con cocaína.

De los cinco disparos, todos realizados a muy corta distancia, dos tenían trayectoria descendente desde el hombro derecho, mientras que la lesión cortante en la zona abdominal habría sido realizada luego de los tiros.

Los investigadores aguardan ahora los resultados de los análisis del teléfono celular y los dos chips que se encontraron en el interior del rodado con el fin de establecer las últimas llamadas y mensajes que mantuvo.

Una de las pistas más firmes es que Fiorito fue víctima de un ajuste de cuenta, ya que se sospecha que se dedicaba a comercializar drogas y a prestar dinero, indicó un vocero de la pesquisa.

La policía cuenta con las imágenes de las cámaras de seguridad privadas y de la ciudad y trata de reconstruir también los últimos movimientos de Fiorito.

El cuerpo de la mujer fue encontrado ayer cerca de las 9 por un vecino que llamó al 911 al verlo en el asiento del conductor de una Surán, dominio HAS885, que desde las 18 del día anterior estaba estacionada sobre la avenida 58, entre las calles 87 y 89, del barrio Capuchinos, de Necochea.

En el interior del rodado, ademas del teléfono celular y los dos chips, fueron encontrados 29 envoltorios con cocaína, de los cuales dos estaban en la mano de la víctima y el resto ocultos en un monedero, y cuyo valor total estimado es de 70.000 pesos, dijeron las fuentes.

En la causa trabaja personal de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de Necochea, junto al titular de la UFI 30 de ese distrito, Carlos Larrarte, quien caratuló el expediente como "homicidio simple, agravado por el uso de arma de fuego".