Policiales
Martes 24 de Octubre de 2017

El juicio al coordinador acusado de abusar de una egresada en Bariloche se suspendió para el 2018

Enzo Lampasona llegó a esta instancia tras una denuncia por violación en octubre de 2015, durante un viaje de estudiantes que él coordinaba. La Fiscalía pide 12 años de prisión. El juicio empezaba hoy, pero renunciaron los abogados del sanjuanino.

El inicio del juicio al joven que está sospechado de haber abusado de una joven egresada, mientras él se desempeñaba como coordinador del grupo, se suspendió para febrero o marzo de 2018. Esto es porque el equipo de abogados que lo defendía, renunció.

Fuentes judiciales explicaron a sanjuan8.com que Rodolfo Rodrigo y María Rodrigo, presentaron su renuncia a la defensa este lunes por la tarde. Hoy las partes llegaron hasta el Tribunal donde fueron notificados del alejamiento de los letrados.

A raíz de esto, a Lampasona se le asignó un defensor oficial, que debido a que recibió la causa pocas horas antes del inicio del litigio se le otorgó la posibilidad de tener tiempo para empaparse en el tema.

Este martes, el Tribunal de Juicio dio por iniciada la audiencia y declaró suspendido el juicio hasta después de la Feria Judicial. Las fuentes consultadas por este medio estiman que se reanudará en febrero o marzo de 2018.

Por otro lado se ordenó que le comuniquen al Superior Tribunal de Justicia y al Colegio de Abogados de Bariloche, el accionar de los defensores Rodrigo, para que se evalúen si les corresponde alguna sanción por haber abandonado a su cliente a horas del inicio del juicio.

La denuncia contra Lampasona

El hecho que involucra al coordinador ocurrió el 29 de octubre de 2015, aproximadamente a la una de la madrugada, en instalaciones de un hotel de Bariloche.

En la oportunidad, una estudiante de 17 años de edad, quien se encontraba junto a sus compañeros del viaje de egresados en un local bailable, solicitó regresar al hotel donde se hospedaban por sentirse descompuesta. Por ese motivo, el coordinador del grupo la acompañó. Ya en el establecimiento hotelero, la condujo hasta la habitación, a la que ingresaron ambos, abordándola y sometiéndola sexualmente.

Para cometer el delito, Lampasona aprovechó que la menor había quedado bajo su guarda y en estado de vulnerabilidad por estar descompensada y sin fuerzas para resistir de forma efectiva su accionar. La adolescente sufrió además, una serie de lesiones en distintas partes del cuerpo.

Consumado el abuso, el imputado se retiró de la habitación, mientras que la joven se dirigió a la conserjería del establecimiento para pedir ayuda. Finalmente, y tras algunas idas y vueltas, se activó el protocolo de abusos sexuales, se dio intervención a la defensora de Menores, Natalia De Rosa, que ante la ausencia de los padres de la menor, radicó la denuncia en sede judicial.

Al momento de ejercer su defensa material, previo asesoramiento legal que le brindó su abogado defensor, el imputado negó el hecho atribuido y dio explicaciones exculpatorias. Aunque no se informó oficialmente, extraoficialmente trascendió que Lampasona explicó que la relación había sido consentida.

Cuando se dictó el procesamiento, el juez Burgos valoró especialmente informes médicos, psicológicos y sociales, declaraciones ante Cámara Gesell, testimoniales, objetos secuestrados, informes de OFAVI, informes de muestras biológicas, entre otros elementos, que a su criterio acreditaron la ocurrencia del hecho tal como fue denunciado por la víctima.

La Fiscalía pide más de 12 de prisión para el joven acusado de abuso sexual, con acceso carnal agravado por la guarda.

Lampasona había permanecido detenido, aunque tras una serie de apelaciones se le concedió la libertad, 6 meses después de la denuncia, por lo que llegará a la instancia de juicio oral en esa condición.

Comentarios