San Juan 8 > Policiales > Ambiente

Cuatro menores hospitalizados por intoxicarse con monóxido de carbono

Los chicos de 8, 7, 6 y 4 años recibieron asistencia médica y fueron dejados en observación. El caso ocurrió en Albardón.

Cuatro menores de edad fueron hospitalizados por un cuadro de intoxicación por monóxido de carbono. El caso ocurrió en el barrio Conjunto III, en Albardón.

La madre de los pequeños, de 8, 7, 6 y 4 años, había dejado un brasero en el interior de la casa para calentar un poco el ambiente. Pero notó que sus hijos no reaccionaban, por lo que solicitó ayuda.

Te puede interesar...

Al llegar el personal médico constataron que los pequeños estaban intoxicados por lo que se los trasladó hasta el hospital Giordano, en Albardón. Allí recibieron asistencia y fueron dejados en observación.

El monóxido de carbono se produce por la combustión incompleta de cualquier material que contenga carbono: gas, petróleo, carbón, kerosén, nafta, madera, plásticos, etc.; en un ambiente con una concentración de oxígeno escasa o insuficiente.

Cualquier artefacto que utilice material combustible puede producir monóxido de carbono cuando se quema en forma incompleta: calefones, termotanques, calderas, estufas, braseros, salamandras, cocinas, anafes, calentadores, parrillas a leña o carbón, hornos a gas o leña, motores de combustión (vehículos, motosierras, generadores eléctricos, etc).

Si el único medio para calefaccionar el hogar es un brasero, es necesario tomar las siguientes precauciones: encender el brasero fuera del hogar, ingresarlo en el hogar cuando no se observe el desprendimiento de humo, mantener una ventilación del ambiente que asegure el ingreso de aire limpio,no dormir con el brasero encendido dentro de la habitación, retirar el brasero del hogar antes de dormir.

¿Cuáles son sus síntomas?

Se debe sospechar una intoxicación con monóxido de carbono cuando una o varias personas al mismo tiempo, que estuvieron en un ambiente cerrado, presentan:

  • Dolor de cabeza
  • Mareos
  • Somnolencia
  • Debilidad
  • Cansancio
  • Náuseas/vómitos
  • Pérdida del conocimiento y/o convulsiones
  • Palpitaciones
  • Dolor de pecho
  • Paro cardiorrespiratorio

¿Cómo prevenir las intoxicaciones por monóxido de carbono?

La insuficiente ventilación es un factor siempre presente en las intoxicaciones con monóxido de carbono.

Es muy importante la correcta evacuación de gases al exterior. Esto evitará la acumulación de gases tóxicos en el interior de las viviendas. Por eso fundamental el control de la instalación y el buen funcionamiento de artefactos y además:

  • Mantener los ambientes bien ventilados
  • Si se encienden brasas o llamas de cualquier tipo, no dormir con éstas encendidas. Siempre apagarlas fuera de la casa.
  • No usar el horno u hornallas de la cocina para calefaccionar el ambiente.
  • No mantener recipientes con agua sobre la estufa, cocina u otra fuente de calor.
  • El calefón no debe estar en el baño, ni en espacios cerrados o mal ventilados.
  • No encender motores a combustión (grupos electrógenos, motosierra, etc.) en ambientes cerrados, en sótanos o garajes.

Algunos indicios que nos pueden hacer sospechar la presencia de monóxido de carbono en el ambiente:

  • Coloración amarilla o anaranjada de la llama de hornallas o estufas
  • Aparición de manchas de hollín, tiznado o decoloración de los artefactos, de sus conductos de evacuación o alrededor de ellos.