País
Viernes 12 de Octubre de 2018

Un bebé y un joven fueron picados por garrapatas y se contagiaron una peligrosa enfermedad

Ambos sufren de rickettsiosis, una afección bacteriana que produce fiebre y lesiones en la piel. Según confirmaron las autoridades de Salta, los pacientes están bajo tratamiento y evolucionan bien.

La provincia de Salta está en alerta por dos personas que contrajeron una peligrosa enfermedad por las picaduras de garrapatas. El Ministerio de Salud local confirmó que se trata de un bebé de un año y un joven de 25. Ambos sufren de rickettsiosis, una infección bacteriana que es transmitida por estos parásitos.

Según detallaron las autoridades, los pacientes -que sufrieron fiebre y lesiones en la piel- están bajo tratamiento y evolucionan favorablemente. Aunque es curable si es detectada a tiempo, puede ser letal si genera una falla multiorgánica. Sí no es debidamente tratada, puede también provocar un edema, un colapso circulatorio, anemia y delirio.

La coordinación de Epidemiología salteña le informó a la comunidad que la garrapata adquiere esta bacteria cuando pica a mamíferos silvestres que también estaban infectados. Para que un ser humano se contagie, el parásito debe estar adherido al cuerpo por al menos seis horas.

La rickettsiosis en la Argentina no es una enfermedad nueva. Según los análisis de la Dirección Nacional de Epidemiología, el año pasado se registraron seis casos en total en: Salta, Córdoba, San Juan y La Pampa.

Medidas para prevenir las picaduras de las garrapatas

Las autoridades aconsejaron que para evitar la propagación de esta enfermedad y disminuir los riesgos de una picadura, se deben seguir las siguientes indicaciones. En primer lugar, hay que mantener desmalezado el domicilio, ya que las garrapatas se agrupan en conjunto en las hojas de los pastos.

A su vez, se recomienda usar repelente con frecuencia, incluyendo también el rociado en toda la ropa. En la misma línea, es aconsejable utilizar vestimenta ajustada en los extremos para evitar el ingreso de cualquier tipo de arácnido.

Para no tener ningún tipo de sorpresas, los especialistas también exhortan a revisar con frecuencia el cuerpo, para remover de forma temprana las garrapatas que se hayan adherido a la piel, sin que la persona se haya dado cuenta.

En caso de observar que efectivamente hay una, es importante retirarla con pinzas o guantes -con movimientos suaves y constantes- e inmediatamente lavar la zona con agua y jabón. Y se deben acercar a un centro de salud para constatar que no haya ningún tipo de infección.

Comentarios