País
Lunes 26 de Marzo de 2018

Roger Waters, el ídolo musical, clave para la identificación de los soldados argentinos

El músico, compositor y activista británico es conocido por ser uno de los fundadores y miembro del grupo musical Pink Floyd. Su tarea fue fundamental para que el gobierno argentino pidiera la identificación de los cuerpos de los caídos en las islas.

Me conmovió la angustia de las madres e intenté ayudar con lo que pude", dice Roger Waters, el exlíder de Pink Floyd, para explicar su compromiso y colaboración con la cruzada para identificar a los soldados argentinos sepultados en Darwin desde la culminación de la guerra de Malvinas.


Waters es una de las cuatro personalidades que serán reconocidas con la "Rosa por la paz" en los primeros días de marzo en la Embajada Argentina en Londres. Junto al músico inglés serán premiados el excombatiente Julio Aro, la periodista Gaby Cociffi y el coronel británico Geoffrey Cardozo, por su invalorable trabajo para que 88 de los 121 cuerpos de soldados argentinos, que descansan en el cementerio de Darwin desde 1982 bajo una tumba con la leyenda Soldado argentino solo conocido por Dios, hayan sido identificados a fines del año pasado como culminación de la misión humanitaria encargada por los gobiernos de la Argentina y Gran Bretaña a la Cruz Roja Internacional.


"Me siento muy honrado por este reconocimiento", agrega Waters y adelanta que probablemente se "reúna en la Argentina con familiares de los soldados", refiriéndose a su visita, como parte de su gira 2018, que lo traerá a nuestro país el 6 de noviembre próximo.


Una historia que no fue una casualidad

Roger Waters es músico, compositor y activista británico, conocido por ser uno de los fundadores y miembro del grupo musical Pink Floyd. El artista siguió de cerca la Guerra de Malvinas. En 1983, Pink Floyd publicó su disco The Final Cut, en el cual el bajista se basó en este conflicto a la hora de crear las letras. En las últimas horas, el músico se refirió al tema.


En la canción "Get your filthy hands off my dessert", Waters canta: "Sacá tus mugrientas manos de mi desierto, qué decís, Brezhnev tomó Afganistán, Begin tomó Beirut, Galtieri tomó Union Jack. Y Maggie, un día después de mediodía, destruyó un buque con toda su tripulación, aparentemente para hacer que lo devolviera".


También, en el tema "The Fletcher Memorial Home", el compositor vuelve a tratar el tema criticando la postura de distintos líderes mundiales: "Señoras y señores, den la bienvenida Reagan y Haig, señor Begin y su amigo la señora Thatcher y Paisley señor Brezhnev y el partido el fantasma de McCarthy, las memorias de Nixon y ahora la adición de color a un grupo de anónimos América americanos celebridades empacadoras de carne ".


The Final Cut se grabó en ocho estudios distintos de Inglaterra, entre julio y diciembre de 1982. Como pasó a lo largo de la historia de la banda británica, se contrató una gran cantidad de músicos de sesión como colaboradores. El arte de tapa salió de la imaginación de Roger Waters.


Para muchos fans y especialistas, este disco se grabó dentro de un clima de tensión entre los integrantes de la banda, en especial entre el bajista y el guitarrista de Floyd, David Gilmour.


En su visita a Argentina, en 2012, la fundación marplatense No me olvides, que peregrinaba con el proyecto de identificación de los caídos en Malvinas, le pidieron que pusiera una bandera en su recital para que se concretara la identificación de héroes en Malvinas y sorprendentemente el músico se ofreció a escribir de su puño y letra una carta para la ex presidenta Cristina Fernández. En ella le expresaba tan anhelado gesto y con eso logró que se avanzara en el reconocimiento de los cuerpos.

Comentarios