País
Lunes 01 de Octubre de 2018

Liberaron a Fabián Gutiérrez, el secretario arrepentido de Cristina Kirchner

El juez Claudio Bonadio homologó el acuerdo judicial para que aporte datos clave en la mega causa.

El exsecretario privado de Cristina Kirchner, Fabián Gutiérrez, fue liberado en la causa de los cuadernos de las coimas luego de haber sido detenido en Santa Cruz. El juez a cargo de la investigación, Claudio Bonadio, homologó su acuerdo como arrepentido. En su declaración, el exfuncionario había complicado aún más a la expresidenta: reveló cómo se cargaban y descargaban las valijas con dinero.


Gutiérrez había sido detenido el martes en Río Gallegos y fue trasladado el viernes a Comodoro Py. Su vinculación con la causa llegó de la mano de José López, exsecretario de Obras Públicas que ante la justicia afirmó que Gutiérrez lo citó en el Hotel NH para decirle que necesitaba mover dinero ante un posible allanamiento.


El acusado de participar de una cadena ilegal de recaudación de dinero se sumo a la lista de "arrepentidos" después de que Bonadio homologó el acuerdo firmado por el fiscal de la causa Carlos Stornelli.


Días antes, Gutiérrez le explicó a Stornelli que los secretarios privados de los Kirchner, en particular Daniel Muñoz, se encargaban de llevar adelante un operativo especial para trasladar las valijas con dinero durante los vuelos de Presidencia al sur.


En ese sentido, sostuvo que "siempre se comentaba entre sus compañeros que esas valijas estaban cargadas de dinero, pero que él nunca pudo verlo". Declaró que cuando él se subía al Tango 01, los bolsos ya estaban cargados. El testimonio coincide en parte con lo que sostuvo ante la justicia Sergio Velázquez, expiloto del avión, quien relató que los bolsos se subían a la aeronave sin pasar por los escáneres de control, a cargo de la Policía de Seguridad Aeroportuaria.


A lo largo de su presentación, brindó diferentes datos, aunque uno particular llamó la atención: manifestó que cuando los Kirchner aterrizaban en Santa Cruz, los secretarios privados no podían ingresar al domicilio familiar hasta una hora después de que desembarcaran las valijas en la casa.

Comentarios