País
Domingo 04 de Febrero de 2018

La familia de la mujer desaparecida en Ezeiza reconoció objetos, pero no fue a la morgue

El hijo de Sun Zhong Qin, Diego Ma, se presentó en un destacamento policial de Ezeiza para chequear los objetos encontrados en la autopista Ricchieri. La autopsia se realizará entre la tarde del domingo y la mañana del lunes.

"No, hasta ahora no nos llamó nadie de la morgue. Pero no quiero decir más que eso, por favor", el diálogo telefónico entre Infobae y Diego Ma duró apenas unos segundos. El hijo de Sun Zhong Qin (o ya conocida como "María"), la mujer china que se encuentra desaparecida desde hace 16 días, evidenció el sentimiento de dolor y preocupación. El sábado fue encontrado el cuerpo sin vida de una mujer oriental a la vera de la Autopista Ricchieri y la familia se encuentra en la angustiante vigilia de la revelación de la identidad.

El cuerpo hallado en Ezeiza fue trasladado a la morgue de Lomas de Zamora, donde se espera que entre hoy por la tarde y mañana por la mañana se realice la autopsia. Mientras tanto, aún persiste el misterio sobre lo sucedido con la mujer de 65 años, que fue vista por última vez en la noche del viernes 19 de enero en el aeropuerto de Ezeiza.

Según pudo averiguar Infobae, la familia de "María" fue convocada por la Policía Federal a un destacamento cercano al aeropuerto. Allí acudió el propio Diego Ma. Se le mostraron las pertenencias de su madre. Había documentación, un bolso y otros objetos personales. Los artículos no fueron entregados de forma definitiva ya que forman parte de una investigación en proceso.

Las pertenencias fueron halladas apenas a 300 metros del cuerpo, en el km 23 de la autopista. Por eso, las esperanzas de la familia de "María" de que aún se pueda encontrar a la señora con vida son cada vez más escasas.

"La familia está atravesando un momento de silencio y reflexión. Necesitan estar dentro de su núcleo más íntimo en estos momentos tan difíciles. No es un 'No', ni que quieran estar aislados completamente, pero necesitan estar juntos y reflexionar. Eso cuenta hasta para mí, que no soy parte de la familia. Hoy es un momento en el que ellos prefieren estar desconectados", le explicó a Infobae Carlos Lin, el traductor y referente de la comunidad china en Argentina y quien cumplió un papel esencial en la difusión de la búsqueda de María.

Aún sin confirmaciones mediante, lo ocurrido durante el fin de semana en las cercanías del aeropuerto de Ezeiza representó un fuerte golpe para la familia de "María". Aún después de que había pasado una semana de la desaparición, las esperanzas de un hallazgo de la mujer con vida eran altas dentro del seno familiar.

Asimismo, el hallazgo de las pertenencias representó un golpe difícil de asimilar para sus hijos.

Fuentes del ministerio de Seguridad de la provincia de Buenos Aires indicaron que el cadáver con rasgos orientales encontrado presentó una fecha de muerte ocurrida entre cinco y diez días antes y, en principio, no tuvo signos de violencia.

De confirmarse la identidad de "María", se intentará resolver qué ocurrió durante su caminata a uno de los costados de la autopista.

La historia de "María" representa un misterio con variantes con todo tipo de aristas. La mujer debía encontrarse en Ezeiza junto a sus hijos después de arribar de un vuelo desde Estambul.

Algunos testigos de ese vuelo relataron haberla visto nerviosa, que se quejaba de que le habían robado dinero y que tenía que ver a su hijo lo antes posible. De tal modo, en los videos registrados por la Policía de Seguridad Aeroportuaria, se vio a la mujer deambulando y con signos de desorientación.

Según relató la propia familia, tanto María como ellos jamás estuvieron relacionados con la mafia china en el país y desconocen que alguien quisiera hacerle daño a su madre.

Fuente: Infobae

Comentarios