País
Sábado 04 de Noviembre de 2017

La COVIAR quiere negociar directamente con la Nación el proyecto del impuesto al vino

Los bodegueros quieren trasladarse hasta Buenos Aires y mantener encuentros con legisladores nacionales y hasta el jefe de gabinete, Marcos Peña. El objetivo es claro exigir tasa cero para la bebida nacional.

Tas el anuncio del impuesto al vino, la COVIAR salió a comandar las acciones para enfrentar las decisiones del Gobierno nacional de imponer un gravamen del 10% la bebida nacional y de un 17% a los espumantes. El objetivo es exigir la tasa cero y para ello ya planifican viajar a Buenos Aires para mantener encuentros con los legisladores nacionales y hasta con el jefe de gabinete, Marcos Peña.

Los principales representantes de las entidades de productores vitivinícolas, no aceptarán que el vino sea clasificado como bebida no saludable, comparándola con algunas gaseosas y cervezas. Al mismo tiempo, harán valer los fundamentos de la ley 26.870, que declara al vino bebida nacional.

El proyecto de la reforma tributaria, que afecta al vino, viene sumando voces en contra desde su anuncio. Primero fue la Unión Industrial de San Juan la que expresó, a través de un comunicado de prensa, la necesidad de un cambio en los esquemas tributarios, pero advirtiendo que para ello era preciso tener en cuenta la realidad de las economías regionales.


Luego el Grupo Mundial de Comercio del Vino expresó su preocupación, "modificar la tasa de impuestos para productos perjudiciales para la salud pública". Para ejemplificarlo, el texto indica que la estrategia de la OMS para reducir el uso nocivo de alcohol provee recomendaciones para bajar el consumo excesivo de todo este tipo de bebidas. En el caso del vino, varios estudios científicos respaldan que ingerido en cantidades moderadas, tiene beneficios para la salud.


El ministro de la Producción de San Juan, Díaz Cano y su par mendocino, Martín Kerncher coincidieron que esta medida afecta severamente a la industria vitivinícola.

Díaz Cano, acordó con viñateros y productores locales aunar criterios y hacer una presentación en conjunto en Nación. En el encuentro, que se realizó en el Ministerio, todos los actores presentes se pusieron de acuerdo en que es injusta la aplicación del impuesto. Sin embargo argumentaron que será muy difícil torcer el brazo del gobierno nacional, porque se ha empecinado en divulgar que la bebida nacional es perjudicial para la salud.


Leá: El ministro de Hacienda habló sobre el nuevo impuesto al vino

La Unión Industrial de San Juan se suma al rechazo por el impuesto al vino

San Juan y Mendoza reclamarán a Nación que no se aplique el impuesto al vino

Comentarios