País
Miércoles 24 de Enero de 2018

Imputaron a los Moyano en la causa de los barrabravas de Independiente

La Justicia de Lomas de Zamora imputó a Hugo y Pablo, presidente y vicepresidente del club, en la causa en la que se investiga al ex directivo de la entidad, Noray Nakis y al jefe de la barra brava, Pablo "Bebote" Álvarez.

La Justicia de Lomas de Zamora imputó a Hugo y Pablo Moyano , presidente y vicepresidente de Independiente y máximos referentes del sindicato de camioneros, en la causa en la que se investiga al ex directivo de la entidad, Noray Nakis y al jefe de la barra brava, Pablo "Bebote" Álvarez y otros siete sospechosos como presuntos miembros de una asociación ilícita que extorsionó a jugadores y directores técnicos del club.

La imputación contra los Moyano fue solicitada por la fiscal de Lomas de Zamora, Viviana Giorgi, para poder realizar los peritajes en las computadoras secuestradas en las oficinas del club durante una serie de allanamientos concretados en diciembre pasado.

Dicha acusación fue sin calificación penal, con el fin de garantizar los derechos de un imputado en el proceso judicial y para que puedan designar peritos de parte en los análisis de las computadoras secuestradas en una serie de allanamientos realizados en la causa en que figuran como principales procesados el ex vice presidente del club Noray Nakis, el mencionado "Bebote" Álvarez y otros seis presuntos integrantes de la barra brava del club. Uno de esos los acusados con prisión preventiva en el expediente por asociación ilícita es Roberto Petrov, alias "Polaco", ex chofer del mayor de los Moyano y quien apareció en varias fotos con Pablo.

Según fuentes judiciales, la decisión de la representante del Ministerio Público de imputar a Hugo y Pablo Moyano se originó por el pedido de los abogados de Independiente y de uno de los ocho procesados en el expediente para que les devuelvan las computadoras secuestradas en los mencionados allanamientos. El pedido se fundó en que esos elementos informáticos eran necesarios para el normal funcionamiento del club.

Antes de acceder a dicha solicitud, la fiscal explicó que era necesario que esas computadores sean sometidas a peritajes con el objetivo de establecer la posible existencia nuevos elementos contra Álvarez y los otros siete coimputados o de pruebas que avalaran una eventual acusación contra nuevos sospechosos.

Entonces, según explicaron las fuentes judiciales, para evitar eventuales pedidos de nulidades, la fiscal imputó a los Moyano debido a que son las máximas autoridades del club.

La imputación de la fiscalía contra el presidente y el vice presidente de Independiente y referentes del sindicato de camioneros se fundó en el artículo 60 de Código Procesal Penal bonaerense, donde se consignan los derechos que tienen los acusados a designar, por ejemplo, un perito de parte para controlar un estudio como el que se someterá a las computadoras secuestradas en el club.

(Fuente: La Nación)

Comentarios