Comscore

EL COSTO DE LA CUARENTENA

Estiman que más de 800 mil puestos de trabajo se perdieron en el segundo trimestre

La Universidad Católica Argentina está estimando una pérdida para el segundo trimestre de este año de 800 mil puestos de trabajo, según indicó la periodista Florencia Donovan en el programa Equipo de Noticias, de A24.

Estos datos, que dan alrededor de 860 mil empleos perdidos, son estimaciones de Agustín Salvia, director del Observatorio de la Deuda Social Argentina (ODSA) de la UCA, publicados en una nota de La Nación.

Análisis

Hay al menos 1 millón de puestos de trabajo que corren riesgo solo de esta foto sobre las pequeñas y medianas empresas, pero sobre todo de las mipymes, las más chiquitas.

Hay otros 600 mil puestos de trabajo que no figuran en esta foto que está estancada, como suele ocurrir con los datos del empleo cuando vas a las cifras oficiales, que son contratistas. Tiene que ver con empresas de limpieza, mantenimiento, flete, electricistas, pintura de edificios, las que trabajan para empresas. Esos puestos hoy están corriendo un serio peligro porque cuando la normalidad vuelva a ser "la nueva normalidad", ya no vas a necesitar como empresa tanta gente para tu compañía porque cambió la regla.

¿Qué pasa con las grandes compañías? Van a tomar decisiones porque en cuarentena y con el Covid somos uno de los tres del mundo que aumentaron la presión tributaria en un contexto como el que estamos viviendo.

Las empresas grandes están trabadas por la foto de una prohibición de despidos que no puede durar para siempre porque se caen las empresas. Por una prohibición con doble indemnización que hace imposible llegar a esos puestos de trabajo. ¿Cuánto puede durar ese placebo de corto plazo en una economía que compite con las principales dinámicas del mundo?

Otra grieta en la Argentina: privado vs. público. No resiste análisis. Por derechos de exportación la recaudación cayó 55%; IVA 28%; Ganancias 24%; aportes y contribuciones 22%; créditos y débitos 15,7%. Un país que tiene déficit fiscal, es decir, mayor cantidad de gastos que ingresos. Tu cuenta cuando arranca ya venía complicada. Imaginate con esta realidad.

En paralelo elegimos creer que tenemos un dólar que si te pregunto la cotización no sabés cuánto vale, porque ¿de qué dólar te estoy hablando? ¿Es el dólar congelado, el oficial, el blue, el MEP, el que no te dejan tener, el que te publican una lista si lo compraste legalmente, el de las empresas, el del villano, el del ahorrista? Así no tiene viabilidad una compañía y menos una empresa como puede ser la que mira al largo plazo.

Hay un dato de esto que es qué dijeron los importadores: "El Banco Central hoy es un pelotazo en contra".

El sindicato de casas particulares le pide al Estado porque las familias no tienen cómo pagar y hay 500 mil personas que están en riesgo con esta realidad, que no tienen cómo hacer frente. Un Estado que ya tenía déficit y cada vez más grande.

¿Y si sinceramos de una vez por todas la economía? ¿Cuánta es la desocupación hoy en el país? ¿Es menor al 10% o es, como me decía el abogado laboral Julián de Diego, por encima del 18% con proyección a un 25%?

Si tengo un restaurante y tengo 20 mozos que trabajan allí, ¿qué va a pasar el día después? ¿Qué pasa con los 2 millones de desocupados que hoy en día están buscando trabajo? ¿Qué actividades vuelven a ser las que eran? Comercio tiene 1,5 millones de trabajadores, ¿qué va a pasar cuando regresen? ¿Qué va a pasar con los monotributistas? ¿Elegimos creer o vemos la realidad? Es un buen momento para despertar y hacernos, al menos por una vez, las verdaderas preguntas, si no va a ser "la economía de la marmota" y cada día volvemos a empezar. Fuente: A24 y La Nación