País
Viernes 31 de Agosto de 2018

En Casa Rosada continúan las negociaciones con las provincias por el recorte

Además, en un día cargado de rumores, crece la presión sobre el jefe de Gabinete.

Con el objetivo de exhibir una tranquilidad que no logran transmitir en cada una de las alocuciones públicas, Frigerio y sus colaboradores recibieron por separado a los gobernadores Alfredo Cornejo, de Mendoza; Gildo Insfrán, de Formosa; Sergio Casas, de La Rioja; y Alicia Kirchner, de Santa Cruz, para discutir el Presupuesto 2019.

Por otra parte, desde la jefatura de Gabinete aseguraron que Marcos Peña no se va. Con algo de malicia, otros funcionarios dentro de la Casa Rosada se animaban a hacer apuestas sobre si el pedido de su renuncia llegaría hoy o mañana, dependiendo de cómo reaccionen los mercados tras el anuncio del ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, de que el lunes próximo informará una batería de medidas para enfrentar la crisis económica y viajará a Washington para continuar las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI).


Desde el gobierno de María Eugenia Vidal también apuestan a que Peña de un paso al costado. Consideran que "es necesario enviar una señal fuerte a los mercados y a la sociedad" y sostienen que el hombre de mayor confianza de Macri "no está a la altura de las circunstancias". "Lo importante es que le vaya bien al gobierno. Si les va mal a ellos, nos va mal a nosotros", apuntó un integrante del Gabinete de la gobernadora bonaerense.


Las versiones de que dejaría su despacho del segundo piso de la Casa Rosada comenzaron hace varios días. Se acrecentaron esta última semana con la corrida cambiaria, pero recién ayer tomaron más fuerza, cuando desde adentro y afuera del propio Gobierno nacional pidieron su reemplazo para frenar la disparada del dólar, que ayer llegó a $40. Sin embargo, hasta anoche, el presidente Mauricio Macri se resistía a desplazar a su jefe de Gabinete, Marcos Peña, a quien definió como sus "ojos e inteligencia".


Fuente: BAE Negocios

Comentarios