País
Martes 07 de Agosto de 2018

El presidente de la UIA hablará hoy de los cuadernos de las coimas K

Miguel Acevedo cerrará un evento de la Unión Industrial de Córdoba. A su lado estará el gobernador de la provincia, Juan Schiaretti

El estupor por las revelaciones de los cuadernos de la corrupción fue el denominador común entre los principales representantes de las cámaras empresarias. La proliferación de nombres de importantes ejecutivos y hasta ex presidentes de entidades, como Carlos Wagner en el caso de la Construcción o Juan Carlos Lascurain entre los Industriales, generó una postura de extrema cautela.

Ayer a última hora fue el Foro de Convergencia Empresaria el que rompió el silencio con un comunicado, en el que se refieren a la necesidad de avanzar en la lucha contra la corrupción en todas sus formas. Dentro de esta institución participan 55 cámaras empresarias, incluyendo a sectores de servicios, banca, agro e industria.

Hoy será el turno de Miguel Acevedo, quien hablará a partir de las 17.15 en el 11 Coloquio organizado por la Unión Industrial de Córdoba (UIC). Junto a él también estará el gobernador provincial, Juan Schiaretti. Hasta ahora el peronismo en su conjunto a hecho silencio en relación a las revelaciones de los cuadernos, por lo que será interesante ver su reacción o si él también realiza algún tipo de comentario sobre lo sucedido en los últimos días. En el estrado también estará el titular de la UIC, Marcelo Uribarren.

Que sea la UIA la primera de las grandes entidades empresarias en salir a hablar públicamente tras la divulgación de los cuadernos tiene un fuerte significado. Una de las empresas más fuertes dentro de la entidad es Techint, empresa que aparece mencionada nueve veces en los cuadernos del chofer Oscar Centeno. Ayer quedó detenido Héctor Zabaleta, ex ejecutivo de la empresa, que aparentemente es quien se habría reunido con funcionarios del Ministerio de Planificación Federal para pagar coimas. Y como se señaló anteriormente, un ex presidente de la UIA fue citado a declarar por el juez Claudio Bonadío, sospechado de haber participado también en pagos ilícitos.

La inicial falta de reacción empresaria tras las derivaciones judiciales dejó de manifiesto el nivel de sorpresa en el sector. No tanto por las fuertes imputaciones a altos funcionarios del kirchnerismo, incluyendo una citación a Cristina Kirchner para que se presente a declarar el lunes próximo. La novedad fue que por primera vez la Justicia resolviera detener a una gran cantidad de hombres de negocios, la mayoría de empresas de primer nivel. Varios declararon ante el juez haber pagado coimas durante el kirchnerismo. Acogiéndose a la figura del arrepentido, buscan reducir una posible pena, pero comprometiéndose a colaborar en la investigación.

Por supuesto que también se esperan las reacciones de otros sectores. El más observado por estas horas es indudablemente la Cámara Argentina de la Construcción, que preside Gustavo Weiss. Un ex número uno de la casa, Carlos Wagner, quedó detenido tras divulgarse supuestos pagos millonarios a cambio de la adjudicación de obra pública. Es indudablemente el sector más afectado por las derivaciones del caso y no se descarta que haya más nombres del sector comprometidos.

Comentarios