Submarino ARA San Juan desaparecido
Sábado 18 de Noviembre de 2017

Destinaron diez naves de la Armada y se sumó ayuda internacional a la búsqueda de la embarcación

Hay tres unidades argentinas ya en zona y otras siete se sumarán a la búsqueda. Además colabora una aeronave de exploración de la NASA, un avión de la armada estadounidense y un buque polar inglés.

El vocero de la Armada, Enrique Balbi, confirmó durante la mañana de este sábado que aún no pudo ser detectado el submarino ARA San Juan, en el marco de un operativo de búsqueda y rescate al que se destinan diez naves de la fuerza y al que ya se sumó ayuda internacional.

"Aún no se ha podido tener detección del submarino ARA San Juan", señaló Balbi, quien precisó que alrededor del "50 por ciento" de la zona de búsqueda ya fue cubierta.

En declaraciones a la prensa, el marino indicó que "hay tres unidades de la armada argentina ya en zona" y otras siete se sumarán a la búsqueda.

En cuanto a la asistencia internacional, a una aeronave de exploración de la NASA se sumó otro avión de la Armada estadounidense, a lo que añadió "un buque polar de origen inglés, el Protector".

La Armada dispuso que zarparan de la base naval de Mar del Plata la corbeta Espora y dos buques oceanográficos, en tanto que desde la base Belgrano partió el buque logístico Patagonia y dos corbetas, la Robinson y la Parker, lo que se suma a las naves que ya se encuentran en la zona, señaló Balbi.

En tanto, desde la base de Ushuaia zarpó la nave Puerto Argentino que "va a operar desde Comodoro Rivadavia: el total de siete naves se suman a dos corbetas y un destructor que ya operaban en la zona de la búsqueda.

Al ser consultado sobre la situación, Balbi señaló que no se descarta "ninguna hipótesis", aunque precisó que se interpreta que el submarino "está en superficie, no en inmersión".

Advirtió además que la situación meteorológica en la zona de búsqueda "no es muy buena" ya que se registraban "olas de seis metros" y "mucho viento", lo que "dificulta mucho el patrullado marítimo".

De esa forma, la Armada Argentina continuaba buscando intensamente al submarino "ARA San Juan", con el que se perdió toda comunicación el miércoles pasado, cuando navegaba con 44 tripulantes a bordo desde Ushuaia hacia su base en Mar del Plata.

La comunidad internacional reaccionó de manera solidaria y países como Chile, Uruguay, Perú, Brasil, Estados Unidos y Gran Bretaña, entre otras naciones, ofrecieron colaborar con las tareas de búsqueda.

El ministro de Defensa, Oscar Aguad, adelantó su regreso de Vancouver, donde participaba de la United Nation Peacekeeping Defence, y se trasladó este viernes a la ciudad de Mar del Plata para acompañar a las familias de los tripulantes y seguir de cerca el operativo de búsqueda y rescate.

En la base naval de Playa Grande, entre lágrimas, Cristina, hermana de un oficial que trabaja en la cocina del ARA San Juan, dijo que todos ellos están "desesperados".

El presidente argentino, Mauricio Macri, afirmó a través de su cuenta de Twitter el compromiso en utilizar todos los recursos nacionales e internacionales necesarios para encontrar al ARA San Juan lo antes posible y expresó que comparte su preocupación con los familiares de la tripulación.

Por su parte, el primer comandante del submarino ARA San Juan, Carlos Zavalla, dijo este sábado a la prensa: "Quiero llevar cierta esperanza a los familiares porque lo concreto, hasta ahora, es que sólo hay falta de comunicación, nada más".

Zavalla, a cargo de la llegada del submarino desde Alemania en 1985, agregó que "hay que esperar la información oficial del Centro de Búsqueda y llevar tranquilidad a las familias", y recordó que "estas horas se viven con preocupación por la falta de comunicación".

"En la operación de un buque debe darse la posición a medida que se avanza. El submarino tiene un mensaje que anticipa sus movimientos, con ese aviso y su velocidad se puede llevar el control del mismo mediante la ubicación de su posición, que arroja una determinada frecuencia", explicó.

"Me cuesta hacer suposiciones porque pueden llevar intranquilidad a los familiares, pero el buque tiene suficiente capacidad de aire y elementos para mantener la atmósfera respirable y en condiciones", concluyó Zavalla.

El "ARA San Juan" es uno de los tres submarinos de la Armada Argentina, junto al "ARA Salta" y al "ARA Santa Cruz", tiene su base en la ciudad de Mar del Plata.

Es una nave de clase TR 1700 de fabricación alemana y se incorporó a la Marina Argentina en 1985.

De propulsión diésel eléctrica convencional, está concebido para ataques contra fuerzas de superficie, submarinos, tráfico mercante y operaciones de minado.