Coimas
Jueves 23 de Agosto de 2018

Cristina se refugió en la casa de su hija Florencia en medio de los allanamientos

unto a su hija y su nieta, la senadora evitó así volver a su departamento de las calles Juncal y Uruguay, barrio de Recoleta. También hubo procedimientos en El Calafate y otra en Río Gallegos, en la provincia de Santa Cruz.

Tras el debate en el Senado, Cristina Fernández de Kirchner se dirigió a la casa de su hija Florencia, en el barrio porteño de San Telmo.


Junto a su hija y su nieta, la senadora nacional evitó así volver a su departamento de las calles Juncal y Uruguay, barrio de Recoleta, donde desde esta mañana, el juez federal Claudio Bonadio dispuso una guardia moderada, previa a los allanamientos que el magistrado realizará este jueves en esa propiedad, además de una finca más en El Calafate y otra en Río Gallegos, en la provincia de Santa Cruz.

La mandataria habló con sus abogados y ordenó que el mediático y guerrero Gregorio Dalbón fuera hasta su departamento de Recoleta, donde se aprestó ante los móviles de los medios presentes, a la espera del allanamiento judicial.

El resto del día lo pasaría en el Instituto Patria, búnker K donde tiene un despacho y donde se reúne, habitualmente, con su secretario Oscar Parrilli, con legisladores de su espacio y con la dirigencia de La Cámpora.

Cristina se mostró activa este jueves en el Senado donde se mostró casi en tono de candidata. A un año exacto de las PASO -Primarias que se deberán realizar antes de las elecciones presidenciales de 2019-, el duro discurso de CFK alteró la interna del peronismo. La ex Presidenta parece resuelta a fortalecer el espacio que conformó el año pasado y que bautizó Unidad Ciudadana (UC) en detrimento del histórico PJ, representado para Cristina por figuras como Miguel Pichetto y gobernadores como Juan Manuel Urtubey.


Además de su paso por el Instituto Patria, intendentes bonaerenses del peronismo aguardaban noticias sobre un eventual desembarco territorial de Cristina y así, mostrarse con actividad política en medio de las imágenes de los allanamientos a sus propiedades, lo que sucederá este jueves 23 de agosto.


La ex jefa de Estado logró ayer que buena parte del peronismo lea que, en vistas de la elección presidencial por venir, "Cristina Juega". Además, la senadora consiguió estar en todos los titulares de diarios y portales denunciando una persecución política del juez Bonadio en tándem con el gobierno nacional de Mauricio Macri. En esa lectura, poco importa que esas apariciones sean vinculadas con la corrupción, temática que no es evaluada como prioridad en las encuestas que le acercan sus actuales asesores.


Fuente: Clarín

Comentarios