País
Miércoles 07 de Noviembre de 2018

Analizan si el bono salarial para fin de año que cobrarían los privados será obligatorio

El Gobierno Nacional terminará de definir con las empresas la letra chica del decreto. Muchos sectores reconocen que no podrán afrontarlo.

Tras la reunión mantenida con representantes de la CGT y las principales cámaras empresarias, comenzaron a surgir algunas aclaraciones sobre la implementación del bono salarial. Desde el ministerio de la Producción, a cargo de Dante Sica, señalaron que el pago excepcional será exclusivamente para el sector privado, es decir que no será una opción dentro del sector público.


De esta forma, ni los empleados que cobran del sector público nacional ni las provincias cobrarán el bono salarial. Salvo que algún distrito en particular decida hacerlo, si es que las cuentas le dan la posibilidad de realizar ese pago especial.


Más allá de esta situación del sector público, aún no termina de quedar claro hasta qué punto el pago de este bono salarial será obligatorio. Es más, el comunicado emitido por Producción dejó amplio margen de interpretación en ese sentido. Eso sí, quienes puedan pagarlo tendrán que hacerlo en dos cuotas: una con los sueldos de noviembre y la otra con los de enero.


Leé también:La CGT acordó con el Gobierno un bono de fin de año de $5.000 y el paro quedó en standby


Por un lado, menciona que el bono será de "hasta $ 5.000", con lo cual sugiere que podría ser menos en el caso de que determinadas empresas no pueden afrontarlo. Y al mismo también reconoce que "la aplicación de bono se definirá de acuerdo a la conveniencia de cada sector", dejando en claro que no todos estarán en condiciones de pagarlo.


Por eso, será clave la redacción del decreto, pero se descarta que pueda haber sanciones para aquellas empresas que no estén en condiciones de pagarlo.


Algunas cámaras empresarias mantuvieron ayer charlas informales con sus asociados para evaluar en qué situación se encuentran para hacer frente a este pago, que además debería realizarse semanas antes del medio aguinaldo. El primer tramo correspondiente a noviembre debería pagarse los primeros días de diciembre. Y pocas semanas después vienen los pagos de sueldos, medio aguinaldo y vacaciones.


Claudio Drescher, presidente de la Cámara Argentina de la Indumentaria, explicó a Infobae que "el 70% de las empresas que forman parte de nuestra entidad no están en condiciones de hacer frente a este bono salarial. Y sugerir que las empresas tomen un préstamo para hacerlo es absurdo, porque las tasas son astronómicas".


La misma situación sucede en otros sectores, desde el calzado hasta los fabricantes de electrodomésticos e incluso el sector automotor. También parece difícil que el comercio minorista pueda hacer frente a este pago especial, teniendo en cuenta la caída de ventas y el aumento del costo de financiamiento.


Fuente: Infobae

Comentarios