Ovación
Domingo 10 de Febrero de 2019

Vergüenza en Rosario: clásico demorado con utileros intoxicados y ¿cenizas de muerto en el vestuario?

Los trabajadores de Central se llevaron la sorpresa cuando ingresaron el camarín del estadio de Newell's. Tuvieron que ser atendidos por un inhalar "sustancias dañinas". El juego fue reprogramado para las 17.30.

Dos utileros de Rosario Central sufrieron "una intoxicación por inhalación de sustancias dañinas" en el vestuario visitante del Estadio Coloso Bielsa, de Newell´s Old Boys, donde esta tarde se debe jugar el clásico rosarino, informó el vicepresidente primero "canalla", Ricardo Carloni, a Télam.
"Tenemos a dos utileros intoxicados por sustancias que había en el vestuario visitante. Es una situación muy irregular y no están dadas las condiciones para jugar el clásico", advirtió el dirigente de Central a esta agencia.
Consultado sobre las medidas a tomar, Carloni reiteró que "no están dadas las condiciones y ésta es una situación mucho más grave que la del micro de Boca apedreado por hinchas de River porque aquella agresión ocurrió a varias cuadras del Monumental, a diferencia de este atentado, que ocurrió dentro mismo del estadio".
Los utileros de Rosario Central denunciaron esta tarde que hallaron sustancias tóxicas y cenizas de origen desconocido en el vestuario visitante del Estadio Coloso Bielsa, y dos de ellos sufrieron descomposturas cuando llegaron para la disputa del clásico rosarino.
Los dos colaboradores del plantel "canalla" descompuestos fueron atendidos por un equipo médico fuera del vestuario visitante y algunos de ellos denunciaron sobre el polvillo blanco que mostraban sobre bancos y muebles que "son cenizas de muerto".
La sustancia esparcida en el camarín de Central pudo comprobarse a través de un video subido a la cuenta de Twiiter del diario local El Ciudadano.
El presidente de Central, Rodolfo Di Pollina, y el vicepresidente primero, Ricardo Carloni, se dirigieron con autoridades del operativo de seguridad hacia el estadio para interiorizarse del estado de salud de los utileros y exigir las medidas reglamentarias a tomar por el atentado sufrido por la delegación visitante.
Cuando el plantel profesional de Central se aprestaba a salir desde el Country de Arroyo Seco, encargados del operativo de seguridad les obligaron a quitar una estrella azul y amarilla, con la inscripción "Campeón 2018", que la unidad tenía ploteada en el parabrisas.
Finalmente, pasadas las 15, el plantel "canalla" partió desde Arroyo Seco, acompañado y alentado por numerosos hinchas que se convocaron en las inmediaciones del predio, situado a 27 kilómetros al sur de Rosario.
En tanto, empleados de maestranza de Newell´s comenzaron a limpiar las sustancias tóxicas y las cenizas esparcidas en el vestuario visitante.


Embed

Comentarios