Ovación
Sábado 07 de Abril de 2018

Ganaron los violentos: suspendieron Colón-Vélez porque lanzaron bombas de estruendo

El público del Sabalero no se comportó de la mejor manera en el Cemeneterio de los Elefantes. Arrojaron la pirotecnia en tres oportunidades y el árbitro decidió que no se podía jugar.

El partido que Colón y Vélez Sarsfield empataban sin goles en Santa Fe por la Superliga fue suspendido "por falta de garantías" a los 22 minutos del primer tiempo por el árbitro Andrés Merlos, luego de que cayeran repetidamente bombas de estruendo sobre el arco defendido por César Rigamonti, del conjunto visitante.

El partido se jugaba en el estadio Brigadier Estanislao López y a los 5 minutos cayó la primera bomba cerca de Rigamonti, la segunda fue a los 15 minutos y aturdió al arquero y la tercera, a los 22 minutos, provocó la suspensión del juego.

Las bombas fueron lanzadas desde la cabecera donde su ubicaba la 'barra' de Colón.
Hasta ahí Vélez había insinuado algo más, con remates desde afuera del área de Matías Vargas y de Nicolás Domínguez desviados, y Colón había respondido con un envío de Javier Correa que se fue sobre el travesaño.

En la semana, la Superliga elevará el informe arbitral al Tribunal de Disciplina de la AFA para determinar sanciones, informó la oficina de prensa del certamen.


Embed
Embed
Embed
Embed
Embed

Comentarios