Comscore

OVACIÓN

Un equipo se fue al descenso "por escritorio" y el caso llegó a la justicia

Amiens Sporting Club, uno de los clubes descendidos de la primera división francesa, demandó hoy a la Liga Profesional de Francia (LFP) por haber determinado el descenso del equipo a segunda división dando por finalizada la Ligue 1 a causa de la pandemia de coronavirus.

Bernard Joannin, presidente de Amiens SC, explicó hoy que el club recurrió en la Justicia la decisión de la LFP, ente que gestiona las actividades del fútbol profesional francés que está bajo la autoridad la Federación Francesa de Fútbol (FFF).

En Francia descienden dos equipos y a falta de 10 fechas por jugarse Amiens SC sumaba 23 unidades y estaba a sólo cuatro de Nimes, que evitó el descenso, mientras que Toulouse se encontraba último con 13 unidades y vivía una situación más complicada.

"No es una cuestión de dinero", dijo Joannin.

Sin embargo, el sitio deportivo RMC estimó que el daño económico que sufrirá el club del norte francés le provocará perdidas por cerca de 50 millones de euros.

"No nos detendremos allí e iremos a los tribunales para impugnar la decisión de la LFP ante el tribunal administrativo de París. Esta determinación es injusta, inconsistente e infundada. ¿Cómo descienden dos equipos cuando aún resta un cuarto del campeonato? No buscamos una compensación financiera, procuramos luchar por la equidad deportiva y contra esta decisión", dijo Joannin.

El dirigente agregó: "Tengo 1.200 empleados, siempre he creado empleos. Estoy convencido de que la Justicia nos dará la razón, esto es una verdadera injusticia, un decisión arbitraria ".

Por su parte se aguarda que Olivier Sadran, el presidente de Toulouse, el otro club relegado, anticipó a medios locales que también iniciará acciones legales contra la LFP en los próximos días.