Comscore

MUNDO

Los restos del Titanic estarán protegidos por un tratado histórico entre el Reino Unido y EE.UU.

Los restos del "Titanic", hundido en 1912 con 1500 personas a bordo en el Atlántico, frente a las costas de Canadá, serán protegidos a partir de un tratado histórico firmado entre el Reino Unido y Estados Unidos, que entró en vigencia hoy.

El acuerdo - firmado por el Reino Unido en 2003 y ratificado por el secretario de Estado de los Estados Unidos, Mike Pompeo, el año pasado - permitirá asegurar que el lugar donde se produjo el hundimiento sea preservado y respetado.

En ese marco, ambos gobiernos tendrán ahora el poder de conceder o denegar licencias que autoricen la entrada a los restos del gigante trasatlántico o la retirada de los artefactos u objetos encontrados fuera del casco.

El naufragio del buque más famoso de la historia estará mejor protegido en virtud de un acuerdo internacional histórico, destacó hoy el ministro de Asuntos Marítimos, Nusrat Ghani, durante una visita a Belfast, capital de Irlanda del Norte.

Situado a 3821 metros bajo la superficie del océano, los restos del "Titanic" son el objeto de la tragedia marítima más documentada de la historia.

Este acuerdo trascendental con los Estados Unidos significa que será tratado con la sensibilidad y el respeto debido, ya que es el lugar de descanso final de más de 1.500 vidas, expresó el funcionario.

Registrado en Gran Bretaña y construido en Belfast, el Titanic zarpó en su viaje inaugural desde Southampton, al sur de Inglaterra, el 10 de abril de 1912.

El 15 de abril de 1912, tras chocar contra un iceberg, el barco se partió y se hundió en el fondo del océano y se llevó la vida de más de 1.500 pasajeros y tripulación.

La catástrofe del "Titanic" impulsó la elaboración del Convenio SOLAS (Seguridad de las Vidas en el Mar) en 1914, que todavía establece las normas mínimas de seguridad que deben cumplir los buques.

Los restos del transatlántico fueron descubiertos en septiembre de 1985 a unas 350 millas naúticas (unos 563 kilómetros) de la costa canadiense de Terranova, a 3821 metros por debajo de la superficie del océano.

Múltiples países han estado negociando un acuerdo internacional para proteger y preservar el pecio desde 1986, con lo que la ratificación del tratado por parte del Reino Unido y los Estados Unidos supone un paso adelante de enorme importancia.

El Reino Unido asumirá ahora un papel de liderazgo en la colaboración con otros Estados del Atlántico Norte, entre ellos Canadá y Francia, para instarles a que firmen el acuerdo y aporten aún más protección al Titanic.