San Juan 8 > País

Asumió el nuevo jefe del Servicio Penitenciario y prometió reinsertar a los presos

Alejandro Marambio asumió este miércoles en el cargo con elogios a su antecesor Víctor Hortel, que renunció luego de la masiva fuga de presos de la cárcel de Ezeiza. Cuestionamientos a Hortel

El designado jefe del Servicio Penitenciario Federal (SPF), Alejandro Marambio, asumió este miércoles en el cargo con elogios a su antecesor, Víctor Hortel, y prometió continuar su gestión y "profundizar la reinserción social" de los internos.

Te puede interesar...

"Néstor Kirchner nos dijo algo muy claro: la seguridad no se hace a palos. Es un mensaje muy claro que vamos a tratar de representar", definió Marambio, que ya había estado al frente del SPF entre 2007 y 2011, organismo del que fue el primer jefe civil en la historia argentina.

"Tomamos la posta de Víctor, que ha hecho un trabajo que tiene que ser valorado por lo que ha representado en materia de reinserción social", subrayó Marambio, que habló durante su asunción después del ministro de Justicia, Julio Alak, que también elogió la gestión de Hortel.

En relación con la fuga de trece presos de la cárcel de Ezeiza, el desencadenante de la renuncia de Hortel, Marambio dijo que debe "hacer un llamado de atención", porque -sostuvo- "no es normal lo que ocurrió" y denunció una "falta de compromiso de ciertos sectores del sector penitenciario".

Al respecto, advirtió que de comprobarse que hubo complicidades  y acciones deliberadas para permitir la fuga de presos se tomarán "cartas en el asunto" y "medidas severas", pero remarcó que "eso no significa retroceder en el avance de la reinserción social".

Señaló, además, que el escape de los internos "es imposible sin la colaboración" del personal y anticipó que no impedirá el accionar de la agrupación kirchnerista "Vatayón Militante", promotora de actividades para la reinserción social de presos, que recibió duras críticas de la oposición.

"Todo acto que tienda a mejorar las condiciones de vida, va a seguir", afirmó Marambio sobre Vatayón Militante, una agrupación que cobró notoriedad cuando se conocieron imágenes del ex baterista de Callejeros Eduardo Vázquez, condenado por matar a su mujer Wanda Taddei, fuera de la cárcel, tocando música en un acto de esta agrupación.

Marambio sostuvo que "si los procesos se vinculan con un proceso profundo (de reinserción social) va a seguir, si ellos quieren", aunque advirtió que esto no debe estar enmarcado en la "política partidaria".

"Quien crea que la reinserción social viene en contra de la seguridad tiene una mirada muy sesgada. Sin inclusión social es imposible mantener procesos sostenibles de seguridad", definió el nuevo funcionario nacional.

Tras el acto de asunción, en diálogo con la prensa, Marambio aludió a las declaraciones del premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel, quien le reclamó al Gobierno que "revise los antecedentes y la foja de servicios" del flamante jefe del SPF, a quien relacionó con denuncias de torturas.

"Quiero hablar con él para ver cuáles son los problemas de mi designación", aseveró Marambio en alusión a Pérez Esquivel, quien señaló que el funcionario "propició la defensa corporativa de los agentes penitenciarios acusados de tortura" y apuntó que durante su gestión "murieron al menos 180" internos, según los registros de la Procuración Penitenciaria de la Nación.

Por su parte, Alak elogió a Hortel y repasó la trayectoria de Marambio, de quien destacó que "ha desarrollado una tarea muy importante en asistencia a países que tienen serios retrasos en sus servicios penitenciarios".

Alak también señaló que durante la gestión de Marambio "la Argentina se convirtió en el único país de Latinoamérica sin superpoblación penitenciaria".

Fuente: NA