San Juan 8 > A un click > mono

Viruela del mono: el preservativo no evita el contagio durante las relaciones sexuales

Mucho se ha hablado en estos días sobre la viruela del mono, esta rara enfermedad que está creciendo en Europa y que ya llegó a la Argentina, con un caso sospechoso, positivo en un primer análisis, en un paciente que llegó al país desde España.

Uno de los datos que generó polémica en las redes sociales es sobre el anuncio que hizo el Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades (ECDC) en su primera evaluación de riesgos desde la inusual aparición de decenas de casos en Europa y Norteamérica: “El riesgo de contagio de la viruela del mono es muy bajo en la población en general, pero alto entre las personas con múltiples parejas sexuales”, lanzó.

Te puede interesar...

“Se considera alta la probabilidad de que el virus se contagie más a través de contactos cercanos, por ejemplo, en actos sexuales o entre personas que tengan múltiples parejas sexuales”, dijeron precisamente.

En ese sentido, Gerardo Laube (M.N. 51.819), infectólogo, pediatra, y profesor titular de Infectología de la Universidad Abierta Interamericana (UAI), explicó que la viruela del mono no es tan transmisible como el coronavirus, pero aclaró que se contagia por contacto directo: piel con piel, fluidos corporales, secreciones, contacto con las vesículas / pústulas virales (lesiones en la piel del afectado), etcétera, aunque no sucede tanto por vías respiratorias como con el covid.

“Las relaciones sexuales aumentan las probabilidades de contagio por el contacto piel con piel de las personas. Por más que sean cuidadas (con uso de preservativo), esta enfermedad se transmite más que nada por el contacto de cuerpo con cuerpo y eso puede darse también fuera del ámbito sexual. Quiero aclarar que el uso del preservativo no evita el contagio de la viruela del mono”, señaló el especialista.

Por su parte, para el infectólogo, doctor en Medicina e investigador científico Antonio Montero (M.P. 8.249), esta enfermedad “siempre se propagó más rápido por contacto sexual”. “Normalmente se la conoce como la enfermedad de los cazadores, y también como bastante común en los niños del África. Se llama viruela del mono porque el primer caso animal que se detectó en 1958 era un mono, pero el reservorio del virus son los roedores”, precisó.

Virus del mono: cuáles son los principales síntomas

Respecto a los síntomas y evolución del virus del mono, Montero sostuvo: “El virus del mono es una enfermedad que tiene un comienzo relativamente súbito y con malestar generalizado. Sin embargo, lo más llamativo es la erupción cutánea que consiste en lesiones de la piel (contagiosas) que aparecen en todo el cuerpo. Estas lesiones hacen una evolución típica, muy similar a la varicela”.

Y especificó: “Son primero manchas (máculas) que evolucionan a lesiones sobreelevadas (pápulas) de medio centímetro de diámetro. Luego, se convierten en lesiones con líquido, es decir, en pústulas. Y, finalmente, se vuelven costras”. Los afectados pueden presentar también picazón o dolor, dolores musculares y escalofríos”.