San Juan 8 > A un click > trabajo

¿Qué dicen los signos sobre el trabajo?

El 1 de mayo se conmemora en la mayoría de los países del mundo el Día del trabajador que recuerda movimientos obreros mundiales. Hoy vamos a repasar los principales indicadores que podemos observar en una carta natal kármica relacionados con el trabajo.

El signo de Virgo es quien rige el trabajo. Una persona nacida bajo ese signo y que lo tenga bien aspectado dará una gran importancia a esta área de la vida. Se destaca incluso por ser muy observador, atento, detallista y perfeccionista.

Te puede interesar...

El signo de Virgo en relación a otros aspectos de la carta

Es importante destacar las relaciones de este signo con el resto de los indicadores, por eso vamos a desarrollar hoy el elemento Tierra al que pertenece este signo.

  • El signo de Capricornio: es el representante de la dirigencia, es quien tiene la responsabilidad de llevar adelante las distintas organizaciones y empresas y realizar una planificación para que sean sustentables en el tiempo.
  • El signo de Tauro: es el representante del financiamiento, es quien debe estudiar el proyecto y aportar el capital para su realización.
  • Finalmente el signo de Virgo es quien aporta el trabajo, la mano de obra y la aptitud para producir. Si analizamos la carta de un país en vez de la de una persona, hablamos entonces del Ministerio de trabajo y las políticas sindicales.

Tanto en la Argentina como en otros países del mundo, muchos pueden observar un antagonismo entre estas áreas. Sin embargo en una carta natal kármica estos signos por ser representantes del mismo elemento Tierra se encuentran en armonía, forman un triángulo entre sí o trígonos como decimos los astrólogos. Esto se debe al libre albedrío, a nuestro poder creador que todos llevamos dentro.

¿Qué hacer si no tenemos trabajo o estamos disconformes?

Aquí debemos tener en cuenta que “todo problema es una solución disfrazada”. Es recomendable ejercitar la meditación, motorizar la voluntad con la imaginación, y entender al trabajo no solo como algo externo, sino también como un trabajo interior, en el que uno se va conociendo cada día más y puede ir transmutando los defectos en virtudes.

En cuanto al trabajo externo, hay que realizarlo de la mejor manera posible, ser colaborativo con nuestros pares y sentirnos bien con nosotros mismos “el trabajo nos dignifica”.

Cuando se está en el proceso de encontrar o cambiar de trabajo, es importante sumarse a una red o comunidad, donde también se pueda realizar un aporte para ayudar a otras personas en la misma situación.

“El cultivo del inegoísmo acelera el camino hacia cualquier meta”.