A un click
Domingo 12 de Noviembre de 2017

Esto puede pasar desapercibido en vos, pero son detalles que desmejoran tu salud

La revista Salud 180, estos serían algunos de los comportamientos más comunes y más nocivos que muchos cometemos a la hora del baño.

No enjuagarte bien: Dejar restos de jabón o shampoo en la piel, pueden causar resequedad e irritación. Y en el caso del pelo, generar caspa.

Baño diario: Aunque parezca un hábito saludable, puede resultar negativo. Porque podría eliminar bacterias que ayudan a combatir algunas infecciones, según los investigadores de la Universidad de California. Hacerlo cada tres días es la opción recomendada aunque parezca un poco sucia.

Esponja: Al terminar de usarla tenés exprimirla y ponerla a secar, ya que la humedad favorece la acumulación de bacterias. Estas esponjas almacenan células muertas, por eso es vital que la cambies regularmente.

Un baño prolongado: Si te gusta pasar un buen rato en la ducha, tenés que saber que esto puede hacer que tu piel pierda hidratación. La recomendación es que no te pases de los 10 minutos.

Agua caliente: Afecta la circulación sanguínea y reseca tu piel. Es mejor tibia con un duchazo de agua fría al final, para reafirmar tu sistema inmune, ponerte de buen humor y frenar el dolor muscular.

Fuente: elintransigente

Comentarios