Comscore

A UN CLICK

Decidieron cortar el Titanic para recuperar su telégrafo

Por Neil Vigdor y Sandra E. GarciaUna empresa de rescatesubmarino recibió esta semana la aprobación para cortar los restos del Titanic para tratar de recuperar un telégrafo Marconi, reavivando un complejo debate sobre el acceso al barco y el derecho marítimo.

La compañía, RMS Titanic, persuadió el lunes a un juez federal para que le permitiera llevar a cabo una operación de salvamento este verano en los restos del barco, que se hundió durante su viaje inaugural a través del Atlántico en 1912 tras chocar con un iceberg. Más de 1.500 pasajeros del barco murieron, y unos 700 sobrevivieron.

El fallo, de la jueza Rebecca Beach Smith del Tribunal de Distrito de los Estados Unidos en Norfolk (Virginia), introdujo cambios en una orden judicial del año 2000 que prohibía a la empresa cortar el casco del barco para buscar diamantes.

La empresa trató de aflojar las restricciones para poder recuperar la máquina telegráfica del Titanic, que, según afirma, podría perderse para siempre debido a la degradación del barco. El transmisor de radio podría desvelar algunos de los secretos sobre un mensaje de advertencia perdido y las llamadas de socorro enviadas desde el barco, dijo la compañía, que obtuvo los derechos de salvamento de los restos en la década de 1980. El sitio está a unas 370 millas de la costa de Terranova.

"El dispositivo Marconi tiene un importante valor histórico, educativo, científico y cultural como el dispositivo utilizado para hacer llamadas de socorro mientras el Titanic se hundía", escribió la jueza Smith en su fallo. Se permitirá a la empresa "cortar mínimamente en los restos hundidos" para que pueda llegar a la sala de telégrafos, escribió Smith.

David Concannon, abogado del RMS Titanic, dijo el martes que la compañía intentaría evitar cortar el barco y que se podría llegar a la sala de telégrafos del barco a través de un tragaluz que ya estaba abierto.

"Cuenta una historia importante", dijo Concannon sobre el aparato de telégrafo. "Cuenta el heroísmo de los operadores que salvaron las vidas de 705 personas. Trabajaron hasta que el agua les llovió a los pies".

Varios grupos, entre ellos el Organismo Nacional para el Estudio de los Océanos y la Atmósfera, se han opuesto a la expedición y han dicho que no se deben perturbar los restos del Titanic.

"La NOAA cree que es necesario hacer un alto en el camino para evitar que eso suceda porque el supuesto beneficio de abrir el Titanic para recuperar el equipo Marconi simplemente no vale la pena el costo y no es de interés público", escribió la agencia en una presentación judicial enabril.

Los funcionarios en Irlanda, donde el Titanic se detuvo antes de que se hundiera, también expresaron su preocupación por el esfuerzo de salvamento.

"Por lo tanto, el barco no es sólo una enorme tumba, sino un monumento a esa tragedia y a las penurias de una familia tan amplia, dado que los que murieron eran la esperanza de todos los miembros de la familia en su país y ese es el punto de partida: nuestra obligación moral para con las víctimas y sus familias", escribieron Michael Kingston, vicepresidente del Centro Cultural Irlandés, y Ciaran McCarthy, abogado irlandés especializado en derecho marítimo.

Algunos veteranos de expediciones submarinas dijeron que el acceso a los lugares de naufragio es un proceso delicado.

"Hay una cantidad increíble de historia allí, y es una tumba que debe ser respetada", dijo Ryan King, miembro del equipo técnico de buceo que en 2018 descubrió el USS Eagle PE-56, un buque de la Marina de la Segunda Guerra Mundial hundido por un submarino alemán frente a la costa de Maine.

No quedó claro inmediatamente qué planeaba hacer el RMS Titanic con el telégrafo o dónde se exhibiría.

Más de 250 artefactos del Titanic forman parte de una exhibición mantenida por la compañía, con un costo de admisión, en el Luxor Hotel & Casino en Las Vegas.

Concannon, que ha participado en anteriores inmersiones en el emplazamiento del Titanic, señaló que la compañía había pasado por un cambio de propiedad desde que obtuvo los derechos de salvamento.

"Están siendo juzgados por los pecados del pasado, y no tienen nada que ver con ello", dijo. "Los nuevos quieren hacer esto bien".

Concannon describió sus inmersiones en los restos del Titanic como difíciles y emocionales.

"Te das cuenta de que es la escena de una tragedia", dijo. "Es como ir al World Trade Center

c.2020 The New York Times Company