Policiales
Jueves 25 de Febrero de 2016

Un nuevo sospechoso reaviva el caso Dalmasso

El abogado de la mamá de Norita aportó a la causa una hipótesis que sigue la línea del móvil sexual y que su sospechoso es “una persona cercana a la víctima que no fue investigada”.

“Lo único que suma el expediente... es tierra”, le decía a un medio nacional hace tres meses un investigador que alguna vez participó en alguna instancia del caso Nora Dalmasso, asesinada en 2006 en su casa de Río Cuarto, Córdoba. Pero eso fue hasta ahora: el abogado de la mamá de Norita dijo haber aportado una “nueva pista” a la causa.
En una nota publicada por el diario La Voz del Interior, Diego Estévez, abogado de Nené Grassi, la madre de Nora Dalmasso de Macarrón; admitió que le dio el dato al fiscal Daniel Miralles, quien asumió hace poco más de una semana, y que así, “al menos, la causa salió de la parálisis”.
Aunque se negó a dar precisiones sobre la nueva hipótesis, sí dijo que sigue la línea del móvil sexual y que su sospechoso es “una persona cercana a la víctima que no fue investigada”. “Es alguien de ese círculo que conocía los movimientos de la casa”, agregó.
“Creo que hubo una confusión y en su momento se nos pasó”, expresó sobre el sospechoso el abogado de la mamá de Norita, quien fue hallada asesinada en noviembre de 2006 en su chalé de la calle 5 de Villa Golf de Río Cuarto, un barrio semicerrado.
En efecto, su marido, el traumatólogo Marcelo Macarrón, estaba en Punta del Este en un torneo de golf, mientras que su hijo Facundo estudiaba Abogacía en la ciudad de Córdoba, y su hija, Valentina, vivía en Estados Unidos por un intercambio estudiantil. Para Estévez, “es una pista que nunca se investigó referida a una persona particular. Son sospechas”.
“Tengo la convicción de un crimen con connotaciones sexuales: la finalidad no era matarla sino abusar de ella. Por eso ella aparece desnuda, con algunas escoriaciones en el pecho que revelan un interés en someterla. Ese es para mí el móvil”, especificó.
El abogado de la madre de Dalmasso reconoció que todo esto se lo entregó al fiscal Miralles, quien reemplaza Javier Di Santo que, en mayo de 2015, se apartó de la causa tras ser denunciado por “inacción”.
“Ha prometido que se va a interiorizar por unas líneas de investigación que he sugerido. Ya viene leyendo la causa, me preguntó por algunas cuestiones, me pareció excelente la reunión”, transmitió Estévez sobre Miralles, y cerró: “Ha dejado de estar paralizada la causa, veo una actitud más abierta”.

Comentarios