Policiales
Viernes 11 de Noviembre de 2016

Un niño murió aplastado luego de que un árbol cayera sobre un transporte escolar

Un centenario eucaliptus de unos 50 metros de altura cayó debido a fuertes ráfagas de viento. La tragedia ocurrió en Tucumán.

Un árbol cayó en la mañana de este viernes encima de un transporte escolar y sobre una moto en Tucumán, y provocó la muerte de un niño de cinco años, mientras otras dos personas resultaron heridas de gravedad.

Según fuentes policiales, un centenario eucaliptus de unos 50 metros de altura cayó minutos antes de las 8:30, en Solano Vera al 1.000, en la localidad de Yerba Buena, en las afueras de la capital provincial, debido a fuertes ráfagas de viento.

El árbol cayó cuando una camioneta Renault Trafic en la que viajaban un hombre y un niño al que acababa de recoger para llevarlo al jardín, y una moto que era conducida por un muchacho, pasaban por el lugar. El niño, identificado como Gustavo Guerrero, murió en el acto, informó Pedro Hernán Rodríguez Salazar, jefe de los Bombres de Yerba Buena al diario La Gaceta.

En tanto, el hombre que lo llevaba, Domingo Martín Cancino, de 53 años, fue trasladado de urgencia al hospital con traumatismos, al igual que el conductor de la moto Honda Wave, Jorge Herrero, de 32.

"Yo venía justo detrás de ellos. Cayó de repente. Vi todo. Fue tremendo ver cómo el árbol aplastaba el transporte", le contó un testigo a La Gaceta.

El padre del niño, también llamado Gustavo Guerrero, fue hasta el lugar del hecho y, quebrado por el dolor, apenas pudo murmurar: "¿Cómo hago yo para seguir ahora?".

Los dos heridos permanecían internados en el Hospital Padilla: Cancino con un cuadro de politraumatismos y estado reservado, y Herrero con fracturas de clavícula y omóplato y un edema pulmonar, del que ya fue intervenido quirúrgicamente.

Comentarios